31.7.13

Comics en las estanterías now VII


Poco más de un año después retomo esta sección, enlazar mis reseñas de cómics que recientemente se han reeditado, porque llevamos unos meses que se ha reeditado a tutiplén.

CONAN: en contra de lo que pensaba Las crónicas de Conan sigue publicándose, que se reedite lentamente y lleve años conteniendo basura no la ha detenido. Lo que se ha publicado de esta cole desde la última vez que hablé de ella por aquí se encuentra en este post. Conan rey también continúa. Otro tomo ha visto la luz (casi 2 años después que el anterior), que incluye los nº del 6 al 10, hablé de ellos en este post. Material malo.

STARSTRUCK: esto no creí que lo iba a ver otra vez. El cómic de culto estadounidense más importante editado en un lujoso tomo trufado de extras que expande el material que aquí fue editado hace 20 años.

THUNDERBOLTS DE ELLIS: una breve etapa rompedora y revolucionaria en el peor sentido. El odio del guionista por los superhéroes le llevó desfasar de tal forma que deslumbró a los simples de Quesada y Bendis de modo que el Universo Marvel estuvo girando en torno a una premisa estúpida unos años. Lo peor es que perjudicó a los aficionados a este supergrupo no solo porque lo pervertía sino también porque lo condenaba. 

SUPERMAN IDENTIDAD SECRETA: con este cómic pasa lo mismo que con el anterior, se ha reeditado porque es una historia de Superman suelta. Es mucho mejor que la anterior y tiene muy buena reputación, pero a mi no me gustó.

25.7.13

Critiquita 383: Vengadores Oscuros nº 1, J. Parker et al., Marvel-Panini 2013


Lo peor con diferencia de la edición en tomos de Panini de las coles Marvel es que es aperiódica. Así, hemos tenido que esperar más de medio año para leer el final, esperemos que no para siempre, de la versión "clásica" de Thunderbolts pero sólo un mes para Vengadores Oscuros.


Este tomo es el intento absurdo de Marvel por mantener a flote la cole del supergrupo de villanos sometido a un peculiar programa de reforma. Lo califico así 1º porque les quitó el nombre, la única explicación que hallo es que de aquesta manera la editorial pensaba atraer a nuevos compradores a los que sumar a los insuficientes seguidores del grupo, y 2º porque incorporó personajes prácticamente desconocidos (yo sólo he leído cómics de uno dellos, Ragnarok) y malas copias contrarios al Leitmotiv de la cole. Lo que necesitaba Thunderbolts no era desnaturalizarse más sino un cambio de autores. Es cierto que en este tomo se incorpora un nuevo dibujante, pero es malo y el problema sobre todo estaba en los guiones. Lógico que la cosa haya durado poco, 7 nº más.

J. Parker es un guionista mediocre. Es cierto que es británico (en este tomo crea una versión Marvel del universo del Juez Dredd), diferente y tiene buenas ideas, pero su limitado talento impide que eso signifique algo. Es un narrador lento y difuso y no profundiza en los personajes así que leerle es poco estimulante. No hace nada mal pero el resultado es anodino. Sin embargo, estamos en el mejor momento de los Thunderbolts en la Era Quesada, aunque el hecho de que estén viajando por el Tiempo denota que en Marvel no se sabe muy bien qué hacer con este supergrupo. En mi opinión Parker ha traslado a sus guiones las imposiciones editoriales, es evidente que no son suyas las ideas de cambiar el título de la serie y la de meter a los Vengadores Oscuros (sólo hay que ver la portada). Supongo que meter a Pym de secundario y la aparición del dr. Doom (en este tomo se relata el regreso de este gran villano al Universo Marvel tras los acontecido en los 4F de Hickman) obedecen a lo mismo. La típica facción gubernamental tiránica y taimada sólo puede aludir a los editores que obligan a que pase esto o lo otro o a que aparezca este personaje y desaparezca este otro (como traer de vuelta a Ragnarok obviando que Thor considera a su clon una blasfemia y por lo tanto lo destruiría ipso facto). Así, en los últimos tomos tenemos a los Thunderbolts, más que desfaciendo entuertos, enfrentándose a la tiranía gubernamental. Creo que es significativo su final. Parker libera a las penúltimas incorporaciones, ya que la cole tiene over booking, mandándolas a sus paraísos personales, un lugar donde él y los Thunderbolts clásicos no pueden ir al estar sometidos a la editorial. No puede entregar unos personajes malos pero honrados a unos tiranos. Este aspecto autobiográfico es positivo ya que es lo que ha permitido a Parker hacer los cambios impuestos con naturalidad. Gracias a este introduce en la serie a los Vengadores Oscuros sin romper con la historia que estaba contando en Thunderbolts que aún no había finalizado y llevando todo a un nuevo puerto, que parece que será el convertir a la cole en los nuevos Exiliados, un supergrupo que viaja por diferentes ucronías Marvel. Interesante pero tan diferente a la idea original que demuestra lo que ha cambiado el concepto Thunderbolts desde que dejó de gustar a los editores. En la Marvel del XXI ni se puede acudir a la continuidad ni ser clásico y/o ambiguo.

En este tomo perdemos a los dibujantes regulares de la serie. Apena la marcha de K. Walker porque se va cuando estaba dando lo mejor de sí mismo, ofreciendo un trabajo más acorde con el mainstream e integrándose en la cole. La salida de D. Shalvey con su dibujo sencillo y funcional no tanto. Tenía que haber trabajado más. Nos viene N. Edwards un dibujante malo que hace que añoremos mucho a los anteriores dibujantes aunque eran mediocres. Este no sólo es un torpe sino que tiene un estilo realista de los más vulgar. Así pues su incorporación significa un cambio radical respecto al aspecto gráfico pues los dibujantes anteriores eran, cada uno a su modo, caricaturescos. También cambia para mal el coloreado. Pasamos del colorido buen hacer de F. Martin Jr. al gris y funcional color de Sotomayor. No sorprende que la serie no haya durado mucho. En el actual contexto convulso del mercado yanqui de comics esta decisión editorial ha sentenciado esta serie. Se puede sobrevivir al cambio de nombre y a las incorporaciones desatinadas pero no a un dibujo gris y anticuado. Para completar está un tal G. Hernandez Walta, un tío que dibuja como un crío de 15 años pero que es buen narrador y se preocupa por dar expresividad a los rostros

Así pues, en este tomo Parker continúa la historia que estaba contando en Thunderbolts y la reconduce de forma natural así que sólo nos enteramos del cambio por la incorporación de los nuevos personajes. Ni la historia ni el tono ni la calidad han variado con el cambio de nombre y las incorporaciones. Bueno sí, el aspecto gráfico es mucho peor. Voy a echar de menos a Centerius, porque a este villano, que no era más que un extra con frase, Parker lo ha dotado de empaque y potencial, podía haber sido el nuevo barón Zemo de los Thunderbolts. El resto de los que han escapado de los designios editoriales no me importa perderlos de vista aunque nunca los hubiera quitado para poner a estos Vengadores Oscuros. Fantasma y Juggernaut han sido infrautilizados (respecto al último lo extraño es que no hubiera sido así ya que es un personaje muy complicado porque es individualista y apenas cabe en una viñeta) Satana y el Hombre-Cosa eran caprichos de Parker que nunca encajaron y Hyde y Boomerang, aunque simpáticos, no aportaban nada al conjunto.

17.7.13

Los anuales perdidos: De Conan el Bárbaro a Conan rey


Hace tiempo, cuando repasaba la 1º edición de la cole Marvel de Conan el Bárbaro, dije que a pesar de las apariencias no incluía todo el material estadounidense. Algunos nº no se editaron porque eran refritos, otros por problemas de derechos con sus autores y los restantes por otras razones. Estos últimos son pocos y poco importantes salvo los anuales de material genuino. Pero no es que forum no los editase, sino que los editó en otra cole de Conan. La decisión probablemente se tomó porque los 1º anuales (estamos hablando de los 2, 3, 4, 5 y 7) no están relacionados con la cole a color. Todos, son protagonizados por un Conan ya rey excepto el 2º y el restante es material procedente de la Espada salvaje de Conan que termina una historia iniciada en esa cole. Así, forum decidió publicar los referentes al Conan rey menos el 7 en el Super Conan nº 10 y el otro lo editó en el nº 26 de su cole en B&N de Conan. El 7 no lo editó porque era una historia incompleta. Tuvo ocasión de reeditarlos, como cuando inició la publicación de Conan rey, pero no lo hizo hasta 1996. En ese año PDA trató de resucitar a Conan pues en la primera década de existencia de la editorial fue un superventas, creo que durante algunos años fue el personaje que más vendía. Para ello, entre otras cosas, al reeditar Conan el Bárbaro (la mejor edición de esta cole si no comprendiese menos de la mitad del material estadounidense) decidió sacar paralelamente una maxiserie, Extra Conan el Bárbaro, publicando todos los anuales de esa cole. Así, en España se vio por 1º vez este material a color y a su tamaño aunque no las portadas porque forum, ante la falta de materiales y para dar homogeneidad, se las encargó a Garrés. Casi todas las grapas de los anuales perdidos las he adquirido hace poco en una expedición a Barcelona a pesar de tener las portadas deterioradas porque no son nada fáciles de encontrar hoy, llevo casi 4 años buscándolas y era la 1º vez que los veía y los tenía en las manos. Así, reseñando estos anuales (sí publicados en la reedición tomo caro y coloreado moderno y feo que está haciendo desde hace años PDA), completo la reseña de la cole Conan el Bárbaro.


El nº 1 de la cole es el anual 2 publicado en 1976 por 1º vez. Se titula "El Fénix y la espada" porque es la adaptación del relato homónimo de REH, el 1º de Conan. Su guionista es R. Thomas, cómo no, y el dibujante es V. Alcázar. Si no me equivoco es el 1º cómic de Conan rey. Supongo que la decisión de adaptar en ese momento el relato fue porque al guionista ya no le quedaba mucho material que vampirizar y el anual significaba más páginas. La historia es simple y lineal pero tiene ritmo y mucha acción por lo que Thomas no pudo estropearla con su prosa fatua y habitualmente innecesaria. El dibujo es tosco, pero expresivo y con un entintado filipino que le da contundencia, y la narración es competente. Así pues, este anual es un buen cómic.

El nº 2 es el anual 3 publicado en 1977. Es un reedición coloreada a tamaño comic-book de "En la montaña del dios lunar" una historia que continúa el relato de REH El coloso negro, adaptado en el nº 2 de la Espada Salvaje de Conan (uno de los mejores nº de la cole) y editada en España, creo que, sólo en el Super Conan nº 7. Por ello este anual se completa con una historia breve de Kull. En este cómic Thomas hace una de sus mejores aproximaciones a la manera pulp de contar historias y J. Buscema hace un trabajo bastante competente, se nota que estaba motivado, aunque se echa de menos viñetas que presenten los escenarios donde la historia transcurre. Así pues, es una historia contada con eficiencia. Este anual se ha de ubicar tras el nº 189 Es/251 EE.UU. de Conan el Bárbaro pues cuando a principios de los 90 Thomas volvió a la cole decidió volver a contar la historia de El coloso negro. Sin duda lo hizo porque este anual se había convertido en parte del pasado de la cole y a él le encanta engarzar todo. Así, el estadounidense renarró la historia ampliándola e introduciendo a Sonja y a Zula (por ello en ella no se indica que está inspirada en una obra de REH) en los nº 184-188/246-250 EE.UU., los mejores de su floja 2º etapa en Conan el Bárbaro. En el siguiente nº, 190/251, Thomas hizo un breve resumen de este anual, pues el material era una referencia al pasado, y la historia siguió su curso.

El nº 3 es el anual 4 publicado en 1978 por 1º vez. Continúa la historia "Conan el Conquistador", una adaptación de la única novela de Conan escrita por REH de azarosa historia editorial que aquí se publicó en el Super Conan nº 9. Es la historia de como Conan rescata a la que ha elegido como esposa. Thomas se inventa una historia un tanto alambicada y grotesca que tiene poco interés y J. Buscema la dibujó con su habitual espartana eficiencia perjudicada por la tinta alquitranada de E. Chan que, sin embargo, no estropea la sensualidad de las figuras femeninas. 

El nº 4 es el anual 5 publicado en 1979 por 1º vez. "Esposa del conquistador" continúa la anterior historia, "El regreso del conquistador". Mismos autores, trabajo de similar calidad, mediocridad absoluta. Es una historia un tanto fuera del scope hibóreo pues en él pasamos de un Conan salvaje a uno domesticado por la "civilización" a través del matrimonio. Así, Conan dejó de ser el vehículo de muchos jóvenes masculinos bárbaros (los civilizados tenían a James Bond) para vivir aventuras libres de las ataduras sociales impuestas por mujeres, cobardes y beatos. La historia es dramática porque presenta la evolución de Conan de salvaje, putero y promiscuo aventurero a marido burgués de sopetón, sin narrarnos de forma pausada y razonable semejante conversión. Quizás por ello Thomas da a la historia un aire de comedia de enredo. Había que endulzar el mal trago de ver la boda del mayor macho alfa creado por la imaginación humana. Aunque Conan había sido comparado hasta la saciedad con un león no tenía derecho a tener un harén, concubinas o amantes. De la misma forma, el otrora duro y festivo Conan aquí es el típico enamorado que debe rescatar a su princesa, Zenobia. Así pues, este aburrido anual es el inició de una nueva época, la de Conan el Civilizado.


El nº 6 es el anual 7 publicado en 1981 por 1º vez. A pesar de que es una historia inconclusa forum decidió editarla. Sin embargo, en la cole de novelas gráficas de Conan bajo el título "Conan de las islas" tenemos la historia completa, si bien no incluye las páginas 2 y 3 del anual, ya que en 1988 Thomas y J. Buscema  terminaron la adaptación de la novela de L. Carter y L. Sprague de Camp. Esta rescata a Conan de su vida gris de emperador hibóreo. Cuando el cimerio está soportando la muerte en vida que es no tener ya nada que hacer, la aventura le vuelve a llamar, y así le da un final que lo libera de la civilización devolviéndolo a su ser. Este cómic es el 1º que he leído digitalizado que comento en el blog ya que no he encontrado ni el anual ni la novela gráfica; si alguien sabe de una copia material del anual que me lo haga saber. ACTUALIZACIÓN 15/12/13: he adquirido el nº 6 de Extra Conan ya que sirve por sí mismo como final a los hechos conocidos del cimerio. La historia es vulgar, Thomas se pasa con la prosa y el dibujo de J. Buscema es pobrísimo por lo que su falta de creatividad llama aún más la atención, cómo un tipo tan negado para la Fantasía acabó dibujando tanto a Conan? Tiene cierto interés el aire cthulhiano de la trama pero el habitual maniqueísmo de esos novelistas (que estropearon tanto la creación de REH como la de Lovecraft) y la falta de alma de Thomas y J. Buscema enlodan la historia por lo que, aunque bien intencionada y bien ideada, no es un digno final para Conan el cimerio. Demasiada fórmula y demasiada funcionarialidad.

Así pues, estos anuales completan la historia de Conan primero relatando el paso de bárbaro a rey y luego dando un final abierto al personaje. De este modo el puente entre Conan el Bárbaro y Conan rey queda así en España: Super Conan nº 4: Conan consigue la financiación que necesita para destronar a Numenides encontrando el legendario tesoro de Tranicos (se nota que todavía era un bárbaro y no se fiaba de los bancos), Super Conan nº 1: Conan se hace con el trono de Aquilonia, Extra Conan el Bárbaro nº 1: 1º conspiración contra Conan rey, Espada Salvaje de Conan nº 13: 2º conspiración contra Conan rey, Super Conan nº 9: 3º conspiración contra Conan rey y Extra Conan el Bárbaro nº 3 y nº 4: noviazgo y boda de Conan rey. Así, entre el último cómic y el 1º de Conan rey hay unos cuantos años sin relatar.

12.7.13

Critiquita 381: La Oscuridad llama, M. Mignola y D. Fegredo, Norma 2008


Mignola me encanta pero su trabajo como guionista en Hellboy no. Por ello estaba muy desconectado de esta serie hasta que cayó en mis manos parte del final de su 1º ciclo. Lo dibuja Fegredo pero la historia es notable. Como la edición de Norma, además de cara es pelada, me enteré tarde de que el final comienza en "La Oscuridad llama".


Con este cómic, o miniserie en EE.UU., Mignola convierte sus deseos de acabar con las historias de Hellboy que lleva haciendo estos últimos 20 años en un relato. Así, uniendo detalles dispersos de las mismas comienza aquí la narración donde Hellboy se enfrenta directamente a su Destino. Esto nos revela que la serie es una tragedia griega y demuestra que la invencibilidad de Hellboy no es por su poder sino porque es un sujeto predestinado. Nadie puede acabar con él, ni siquiera los seres más poderosos de la Oscuridad, porque está protegido por algo que es más fuerte que ellos.

El trabajo de Mignola en los guiones de Hellboy me parece malo. Historias simples y tópicas. Esto cambia a partir de "El tercer deseo". A fuerza de escribir la pericia de Mignola crece y a partir de esa historia la serie comienza a ser entretenida de leer. La simplicidad se convierte en sencillez y lo tópico, aunque continúa, comienza a adquirir una entidad que le da interés. Así, el humor de Hellboy no es porque desde los 90 los héroes de acción tienen que ser chistosos sino una forma más que tiene el atribulado personaje de encarar su Destino. Su cinismo no es más que otra forma de luchar contra el Mal sobrenatural del que también forma parte. Al final lo que hace interesante a la serie es que es más que una sucesión de aventuritas con aroma pulp pues está relatando la lucha de un ser contra sí mismo. Hellboy lucha contra la Oscuridad porque no se gusta. Su enfrentamiento contra el Mal no es más que otra forma de tratar de purgar todo aquello de sí mismo que le disgusta, su parte sobrenatural. Cada historia de Hellboy es un intento de exorcizarse a sí mismo. Desde esta perspectiva todo adquiere interés y así sus historias sencillas, lineales, tópicas y lentas resultan satisfactorias. De todas ellas quizás la mejor sea esta. Es demasiado larga para lo que cuenta pero una de las cosas que ha aprendido a hacer muy bien Mignola es a controlar el ritmo y el congelamiento del progreso de la historia evoca perfectamente la eternidad, es decir un lugar donde no existe el Tiempo, del Otro Mundo. Así pues, "La Oscuridad llama" es una historia, a pesar de que su argumento es una frase: Hellboy rechaza ser el rey de las brujas así que estas lo entregan a Baba yaga que, a pesar de sus ímprobos esfuerzos, no puede con él, trepidante y llena hasta rebosar de acción de la que tiran el enorme conocimiento que tiene el autor del folklore Occidental y la historia paralela que va colocando el escenario final creando mucha expectación.

Fegredo es un tipo del "taller" de Mignola. No es un clon (y mira que es "fácil" imitarle) pero está tremendamente influenciado por él. Así, su dibujo es sucedáneo del de su maestro. Se diferencia por su mayor realismo, esfuerzo y atención a los fondos. El resultado es un trabajo mignolano que carece del minimalismo que lo hace tan bello pero con la capacidad de plasmar escenas con escenarios barrocos y/o con muchas figuras. Así, Fegredo, aunque a la sombra de Mignola, se nota la mano de este en los diseños y en la narrativa, ofrece cosas que su maestro no por lo que, aunque es un seguidor y no tiene demasiado talento, hace un buen trabajo.

Así pues, "La Oscuridad llama" es donde comienza el final del 1º ciclo de Hellboy, el terrestre, y probablemente la mejor historia de este. Eficientemente dibujada y donde Mignola evoca mejor ese aire trágico, maravilloso y ominoso que siempre ha tratado de lograr en sus historias más ambiciosas para Hellboy demostrando, por fin, que lo tradicional deja de ser tópico cuando se le da profundidad.

11.7.13

Critiquita 380: Imposibles Vengadores nº 4, R. Remender y J. Cassaday, Marvel-Panini 2013


Con este 4º nº Imposibles Vengadores se convierte en lo mejor de Marvel now a la espera de la 2º grapa de Thor, única cole que puede competir con ella de las que yo he leído.



Remender es un desconocido para mi, su nombre me sonaba pero no se había acercado a algo que me interesase leer, es seguramente el gran beneficiado de Marvel now pues ha sido aupado a una cole inédita: nadie le puede comparar con lo anterior. Viéndolo en perspectiva la verdad es que Imposibles Vengadores parece hecha para él pues hace poco escribía a mutis y a Vengatas demostrando, por lo visto y a juzgar por esta cole me lo creo, pericia y conocimiento de esos subuniversos marvelitas. Una vez catado me parece un buen guionista, mejor que los mimados por Quesada. Utiliza las cajas de texto, un recurso de guionista exiliado del mainstream incomprensiblemente pues bien utilizado es una herramienta narrativa muy valiosa. Sólo hay que leer este nº. Remender usa magistralmente los textos de apoyo para complementar tanto los bocadillos como el dibujo logrando así dar más profundidad a lo narrado. También, como prueba el hecho de que refresca y saca partido al viejo Universo Marvel, algo sumamente valioso hoy en día. es un narrador audaz e imaginativo. Es junto a Aaron el único que sabe utilizar la Fantasía inherente al género, es decir, todo vale y todo cabe en un cómic de superhéroes, aprovechando que hoy en día se pueden haer cosas que unas décadas atrás eran impensables por macabras o grotescas. Lo que ha hecho con Cráneo Rojo es brillante, utilizando un viejo y trasnochado villano del Capi ha renovado todo el rollo ese rancio del racismo muti mostrando a este como lo que ha sido siempre, opio para el pueblo. La elite ha usado el racismo, si bien en general inconscientemente, para elevar al hombre corriente hasta la nobleza negando a x los derechos reservados a los humanos. Es así como sociedades con un orden jerárquico opresivo, como la romana o la del Antiguo Régimen, consiguieron perpetuarse durante tanto tiempo. La explotación escuece menos si hay otros por debajo. Por eso los pobres blancos del Sur combatieron en masa y fieramente en la guerra civil estadounidense. Semejante capacidad de análisis augura cosas buenas. Sin embargo lo que más me ha llamado la atención es el espíritu crítico de Remender. No creo que haya un cómic Marvel que le dé más fuerte a EE.UU. Una cultura incurablemente enferma que sólo cría parásitos, contaminadores, codiciosos y locos psicópatas

Genial la pelea entre Wanda y Thor. Un enfrentamiento lleno de tensión y emoción, sorprendente y tal vez inédito, que hace palidecer lo hecho por Bendis y Hickman pues ninguno jamás ha sido capaz de producir algo así. Hickman en Los Vengadores con todos los Vengatas a su servicio y con unos villanos todopoderosos no se ha acercado ni lo más mínimo a lo que logran aquí Remender y Cassaday (lo bueno de las peleas son más mérito del dibujante que del guionista) de forma más fluida y sencilla.

Alucinante el Cráneo Rojo paseándose por una zona de combate con un muñón sangrante y una copa. Un poco cargado de clichés pero contundente y malvado con la herramienta más peligrosa que tiene el Mal: la palabra.  ...Una población analfabeta obsesionada con competir, la riqueza material y el voyeurismo. Monstruos violentos atiborrados de antibióticos para compensar su dieta de bebidas dulces azucaradas y montañas de carne cancerígena. Esto es por lo que luchas! UAU!

Maravilloso como logra que la vieja rivalidad entre el Capi y el Cráneo Rojo, entre el nazismo y la democracia, no sea un mero cliché poniendo de relieve que el deseo de un mundo ordenado, limpio y seguro y el odio irracional a las elites produce monstruos. 

Agradable como Remender y Cassaday se preocupa por tratar el dolor y las heridas tras los combates superheroicos. Pocas veces se va más lejos de los rasguños y la ropa rasgada. Generalmente las consecuencias físicas de las peleas se pierden en el espacio interviñetas.

Interesante el hacer que gente corriente linche a mutis inermes. Dudo que se explore las consecuencias de esto, sobre todo el hecho de que se hizo bajo control mental, pero es tremendamente agradable ver como los supervillanos hacen villanías en vez de dedicarse a atacar a los superhéroes o como estos se pelean entre sí, cosas que eran la norma en la Era Quesada-Bendis.

Prometedor lo que se anuncia que vendrá aunque se debe a una idea editorial. Se trata de recuperar "Días del futuro pasado" para cuando la versión cinematográfica de esta legendaria historia llegue a las pantallas. El modo de contar la historia acudiendo a la continuidad, no para cambiarla sino para tener elementos con que narrarla, me parece muy bien. El armario Marvel está para utilizarlo en todo momento.

Los dibujos de Cassaday son toscos y sencillos pero eso no es un handicap ya que compone y narra magistralmente. Es el único que puede medirse en ese aspecto con Quitely. Su dibujo es un tanto torpe y pobre pero tiene un ritmo y una contundencia que compensan los errores y los fondos poco trabajados. Cassaday llega en pocas viñetas pero los acontecimientos que estas cuentan están inmejorablemente enfocados e hilvanados.

En fin, Imposibles Vengadores no es la leche pero cumple con lo que debe ser una grapa superheroica, es interesante, atractiva e imaginativa, así que consigue lo mínimo exigible: deja con ganas de más.

9.7.13

Critiquita 379: Iron Man: El asesino de dioses, K. Gillen y G. Land, Marvel-Panini 2013


Tras un inicio mediocre el Iron Man de Gillen y Land nos ha dado una historia, finalizada hace un mes en EE.UU., dividida en 3 partes bastante buena. Un relato sencillo y muy pop que ocurre en el Espacio Profundo bien contado y con entidad que me ha entusiasmado lo suficiente como para dedicarle este post.


Magistral el retrato de la cultura alienígena de los Voldi. Con pocos y dispersos rasgos y sin ser ninguno de ellos original Gillen crea una sociedad singular con un largo e importante pasado, decadente, opulenta y hedonista. Una cultura en fase terminal donde todo el mundo es un aristócrata vanidoso que se aburre. ...En el tocador de una princesa, tan cerca de las estrellas que podrías pasar los dedos por ellas...

Me ha encantado que Gillen se haya preocupado de reflejar el choque cultural. Esto normalmente se obvia o se reduce a algo anecdótico. Además este es relevante para la historia pues Iron Man acaba siendo víctima de su provincianismo y soberbia pues, como siempre, de la suma de ambas resulta la ingenuidad. ESTO ES INCREÍBLE.

Genial la introducción del Registrador 451, un personaje torturado en la mejor tradición shakespiriana pues es un robot programado para ser un voyeur al que le gusta intervenir. Un personaje con mucho potencial debido a su conflicto interior que supongo que volverá a salir. ...Podrías parar pero no basta con mirar. Tienes que actuar.

Aparecen los Celestiales y la historia aumenta de sopetón de escala y de gravedad. Una visita de los Gigantes Estelares durante mi época! Qué bendición!

Magnífico el final. Un sobresaliente colofón que ensalza el eficiente desarrollo de la historia de Gillen. Sorprendente pero apropiado y muy contundente. Un gran broche final que hace a "El asesino de dioses" tener entidad suficiente como para poder leerse suelta y tener la calidad suficiente como para invitar a la relectura. El asesino tiene que pagar.



Land es un "dibujante" torpe, pobre y esclavo de las referencias. Nunca enriquece los guiones. Su mediocridad siempre es un handicap que tienen que superar los guionistas. Además, en Iron Man está flojo, acusa el tener que dibujar una serie quincenal, y fuera de su elemento natural. Pero su estilo de figuras hieráticas e impostadas le dan al cómic un aire de opereta que encaja muy bien con el género superheroico a lo industrial y nunca estropea una buena historia. Así, Land, aunque hace aquí un trabajo tristón y no hace ningún favor ni a Gillen ni al lector, da al cómic un aire autoparódico que contribuye a darle verosimilitud y apoya el tono irónico tanto del prota de la cole como del guionista de la misma.

En fin, una buena historia que deja con ganas de seguir leyendo el Iron Man de Gillen, pero también con miedo al posible descubrimiento de que la tónica general de la serie sea otra.

1.7.13

Critiquita 378: La Era de Ultrón nº 1, B. M. Bendis y B. Hitch, Marvel-Panini 2013


Bendis. Bendis? Bendis.

A pesar del asco que le tengo al trabajo de Bendis  en Marvel al final Marvel now me ha arrastrado. Además tocaba. Desde que Marvel volvió a los crossovers anuales siempre hago uno sí otro no. Pasé totalmente del último, ese de Vengatas contra mutis, porque tras leer el 1º nº en la tienda me pareció aberrante y ridículo. Sin ningún sentido, como el nefando Civil War que dejé de leerlo en la tienda en el 4º nº, para alguien que todavía cree que los superhéroes son como en los 80. En un mundo de Fantasía siempre hay mil maneras de resolver las cosas sin matar a nadie y los malos siempre son los villanos. En fin, que como es Bendis decidí leerme los 2 1º nº por Internet antes de pasar por caja y, como me gustaron, pues he pasado. Luego descubrí que todo el mundo dice que La Era de Ultrón es malo y sólo es decente precisamente los 2 1º nº. No soy tan listo como me creía. Pero ese es Bendis, sigo sin saber como semejante torpe es una estrella mainstream. La afición de los superhéroes debe estar llena de gilipollas, sobre todo en EE.UU. Me consuelo pensando que este va ser el crossover, bueno en realidad este es más un evento puro y duro que tal cosa, más decisivo desde Casa de M.


En esta bigrapa Bendis nos ofrece su mejor trabajo en Marvel porque por fin se ha dado cuenta de que la grapa no aguanta páginas y páginas mudas y que el Cómic no aguanta conversaciones verborreicas con poco contenido y mucho diálogo. Si uno hojea esta bigrapa pensará que no es de Bendis pues su típica narración, que siempre impone a los dibujantes mandados, no existe. Así, este nº es una lectura grata llena de clichés con un ritmo lento pero perfecto para crear ambiente y una estructura de cada nº pensada. Nadie diría que el guionista es Bendis sino fuese porque está lleno de sus chistes y sus filias, Ojo de Halcón, Caballero Luna..., con las que no concuerdo pero es algo incriticable porque todos los guionistas lo hacen, el truco es buscar el guionista con el que más coincidas. En fin, la cosa está bien contada y la revelación de información está bien gestionada a pesar de que chirría un poco el ritmo lento con la contundencia y celeridad del triunfo de Ultrón y estemos ante un serio caso de exceso de clichés (pero así es Marvel).

Hitch es el gran atractivo de este evento, que lo abandone en el 5º nº, cosa que descubrí después de retratarme en caja, no son buenas noticias. Este dibujante está aquí como últimamente, economizando los esfuerzos. Se nota que es un profesional ya en decadencia, su estilo requiere demasiado esfuerzo para la edad que tiene y las recompensas que obtiene con él, pero su narración sigue siendo eficiente y sus páginas siguen estando muy por encima del nivel medio del mainstream. Hicth hace un dibujo tosco al que el notable entintamiento de P. Neary da rudeza y se concentra en el escenario más que en las figuras. Una gran opción porque así contribuye a crear ambiente, ayudado por el colorista P. Mount que utiliza una paleta fría y desvaída. Así, podemos decir que el dibujante plasma perfectamente la desolación y la derrota no sólo de los superhéroes sino también de la humanidad de modo que cumple sobresalientemente su cometido. Otra cosa es que se necesitasen 2 nº para lograrlo.

En resumen, me ha parecido una buena bigrapa, mediocre pero bien escrita, cosa reseñable al hablar de un cómic de Bendis, entretenida e interesante, mucho mejor que la de los Guardianes de la Galaxia. No obstante es inferior a la mejor historia superheroica de este corte que yo he leído, La Roca de las Edades (de los Tiempos en edición de Vid, la que tengo, de la Eternidad en la edición de Norma y El vaivén de los Tiempos en la de PDA). La Era de Ultrón me ha recordado enormemente a esta fabulosa historia de Morrison, que pertenece a una de las mejores etapas de la Historia de una cole superheorica. No quiero decir que Bendis copia, son historias de un mismo género, pero lo cierto es que ambas se sitúan en un presente ucrónico y distópico dominado por uno de los villanos más poderosos y crueles de la casa y cuentan como un puñado de superhéroes hechos unos zorros, los últimos que quedan, utilizan la Fantasía del género para revertirlo. La diferencia, además de que el dibujo de la historia de Morrison es bastante peor que el de la de Bendis, es que la de la JLA es épica y emocionante y esta, de momento, está sabiendo a manido. Unas páginas espectaculares por el curro desplegadas en ellas pero hay que haber leído poco para no darse cuenta de que Bendis está tirando de manual aportando poco de su cosecha. Por otra parte, justo lo esperado.
Paperblog : Los mejores artículos de los blogs Paperblog