29.1.10

El fin del Mal: Crisis Final, el evangelio gnóstico de Morrison. Parte III de 3

Parte I
Parte II

-------------------------------Sobrada de Morrison?---------------------------

Tras leer CF viene a la mente esta pregunta porque, es evidente, que, ni esta hecha para disfrutarse en su 1º lectura, o en una lectura superficial, ni para usar y tirar. Vamos, no es el habitual cómic mainstream al que últimamente estamos acostumbrados (pienso en lo que hace Bendis y me viene a la mente: de parbulitos). De ahí viene la Queja contra CF: que es una rayada, que no es el típico espectáculo palomitero, que no hay acción (que los quéjicas llaman épica), que tiene subtexto y profundidad... En fin, que es una historia gafapasta en un género pop.
En un principio no parece que sea injusto, pues nadie nos obliga a comprar el cómic. Es más, es justo lo contrario, pues ya que lo compras, lo exigible es que te apetezca releerlo. Pero también es cierto que se inscribe en un género pop, es decir en una forma de ficción con reglas, que es precisamente lo que hace que la gente se interese por él. El lector pop no quiere cosas raras, quiere saber de antemano que lo que va a adquirir le va a gustar (de ahí que en sus orígenes fuese entretenimiento para humildes, ya que estos siempre quieren maximizar la inversión de un dinero exiguo que, además, les costaba ganar), por eso hay reglas, clichés y un esquema. En este contexto no tiene mucha justificación que venga un tipo a marear la perdiz, aunque seguramente aquí entra la labor de Didio poniendo a esta historia en una posición indeseada por su autor. Pero el tema no es que haya mucho subtexto, eso, en mi opinión, nunca es un problema, sino que la narración sea liosa, en parte por atípica. Soy el único al que le recuerda esas declaraciones de Moore sobre su libro "La voz del fuego" (casualidad? Quién la haya leído que responda), en las que decía que su 1º capítulo estaba escrito de forma compleja para separar el grano de la paja, a lo que ha hecho Morrison en su último nº de CF?
Esta muy bien que justifique argumentalmente, colapso del espacio-tiempo del UDC, la narrativa del nº 7. Una narrativa que remite al magnífico nº 4 de "Watchmen" (las citas de CF a esta magna opus empiezan a la vez que esta narrativa) donde Moore y Gibbons nos dejan claro que todo es simultáneo, todo es presente, pasado y futuro a la vez. No creo que hacerlo de una forma más clásica-habitual hubiese supuesto un mejor resultado. A mi desde luego me parece que esta bastante bien. Creo que Morrison lo estructuró bien y es loable que, ya que hace Cómic, aproveche las posibilidades de este para contar una historia de una forma diferente a como lo hacen otros medios narrativos. Si el Cómic no conserva lo que le hace único esta muerto. Además, la narrativa del nº 7 se corresponde con la forma de funcionar de la memoria humana y la digital, simultánea y temática, y es propia de la posmodernidad donde el tiempo es relativo. También se trata de que experimentemos lo que se nos esta contando, que vivamos la historia. Así por todo esto bien. Pero veo un posible problema.
Para esta historia esta narración es un poco anticlimática (aunque sospecho que en parte es porque Mahnke aplica un criterio clásico a un guión posmoderno) y deja demasiados elementos sin clarificar o indefinidos sin dar la sensación de que ya desentrañarán más adelante (o es que esto de los arcos argumentales nos han hecho olvidar eso tan ochentero, y tan guay, de dejar hilos sueltos). Aunque quizás sea aquí donde esta el homenaje a Kirby, ya que es una narrativa que evoca a los cómics salvajes, desbocados, enérgicos, inaprensibles, inacabados e inagotables que el rey hizo. Si fuese así, ya no me parecía esto tanta pega.
Esta muy bien que haya revoluciones y cambios dentro de lo pop. Que los autores se arriesgen para intentar enseñarnos a las masas otras cosas. Ahí estan como ejemplos positivos Leone y el Western y Moore y los superhéroes. Ellos consiguieron armonizar contrarios y por eso sus historias son eternas. Bueno, tan positivos no porque se cargaron esos géneros con ayuda de la sociología. Mi duda viene porque yo no veo vital que Morrison utilizase una narrativa tan rara, atípica y difícil, que contase las cosas utilizando una narrativa que va en contra del funcionamiento lineal y causal del consciente humano. Su forma es comprensible, o por lo menos yo la entiendo al 90% (lo del Boom túnel no lo tengo claro y voy por la 3º relectura), por lo que el posible problema que veo no es que sea incomprensible, sino que así sacrifica elementos importantes en toda narración. Morrison, al darnos la causa y la consecuencia a la vez, mata la intriga y la emoción. Así no hay quien se interese por las historias. Un elemento importantísimo de las historias es el nudo, el desarrollo, si nos lo cargamos, nos cargamos las historias. En este tema me viene a la mente "Watchmen". Moore dinamitó nuestras mentes desarrollando al máximo la narrativa clásica de modo que lo ininteligible lo hacía inteligible, así que; esta bien que Morrison complique la narrativa? No sería mejor haberlo narrado de una forma más inteligible?
Mi respuesta es que depende. Es decir, pensando en CF, creo que el nº 7 es el perfecto colofón. Podría haber estado mejor, pero con lo que hay que quedarse es que roza el sobresaliente. Además, esta bien y es loable la valentía y la ambición de hacer las cosas así y de querer elevar el cómic por encima del nivel de diversión de usar y tirar, de sacarle todo el jugo, tanto al medio como al género. Si tengo que pagar, que sea por algo que se note que esta trabajado y pensado (no como los guiones de Bendis) no? Solamente creo que Morrison tenía que habarse parado a pensar si tenía los dibujantes adecuados para hacerlo bien. Moore tenía a Gibbons pero Morrison no tenía a los dibujantes adecuados. Para mi este es el pecado de Morrison y no el de ser gafapasta. Pero desde luego, lo que no puede ser que Morrison se dedique a contar las cosas de este modo a partir de ahora cuando escriba para el género superheroico. Por eso digo depende. Hay que ser rarito siempre que sea pertinente, no por sistema.

---------------------------------No more monitors------------------------------

Hasta que he llegado a este punto no he podido decidir que me ha parecido CF porque mientras escribía este post no ha parado de cambiar mi opinión. El cómic me ha gustado, a pesar de que me ha decepcionado, ya en la 1º lectura, porque deseaba otra cosa. Aunque no estoy del todo seguro que sea bueno que para disfrutar de este cómic haya que leérselo varias veces, empollarse blogs y luego hacer un post tan largo como este.
Tiene 2 carencias. La más evidente, ya que es visual, es que CF es una lectura a la que le falta la espectacularidad que precisan los sucesos que narra. Es un problema de los dibujantes, pero también de Morrison, ya que algunas de sus ideas superan los límites del mainstream y otras desafían nuestra forma habitual de leer y comprender las cosas. Por lo que uno acaba concluyendo que, si Morrison quería hacer algo mitológico y metaficcional, no tenía sentido utilizar a Jones, un dibujante que, por su estilo realista, terrenaliza todo lo que dibuja. En este sentido Mahnke esta más es sintonía con la historia, pero CF hubiera precisado de un dibujante similar pero, por lo menos, notable o si no alguien kirbyano, y además, en todos los casos, que fuese, como mínimo, notable narrador. Por eso coincido con Morrison en que al final no ha venido mal que Jones no pudiese con todo, ya que el paso del estilo de este al de Mahnke encaja con la historia. El paso del realismo al estilo sintético típico del género expresa bien la desintegración de la realidad ficcional del UDC, así como la metaficción que acaba dominando a la historia. La otra carencia que tiene, ya lo mencioné al principio, pero quién se acuerda?, la componen los fallos de guión. Morrison ha dejado demasiados puntos oscuros en la historia aun aceptando que le guste sugerir, dejar cosas inconclusas y desafiar al lector. Por ejemplo lo de Hal Jordan. Tan difícil hubiese sido dejar claro que Kraken toma la forma de Hal para herir mortalmente a Stewart? Esto me volvió loco y sólo lo pillé leyendo los blogs que mencioné cuando éramos jóvenes. Y, como este palo en la rueda, hay otros. Por eso CF, aunque es un cómic muy por encima de la media, no llega a ser una POM.
La primera mitad es la mejor, esta muy bien resuelta visualmente y es intrigante y ominosa, ya que se siente el avance inexorable del mal y uno se preocupa porque los héroes no se pispan de ese hecho. Como debe de ser. Aunque en perspectiva a mi me parece un pelín morosa narrativamente. Por ejemplo, teniendo en cuenta que hay muchas cosas que contar y el espacio es limitado, la introducción de los Superjóvenes es demasiado larga y se entretiene demasiado con lo de Hal Jordan y los Flash.
En el nº 4 EE.UU. la cosa empieza a flojear porque todo se fragmenta en exceso, de modo que pocas cosas reciben la atención necesaria, y, la cantidad de elementos que utiliza Morrison, empiezan a saturar la mente del lector. La cosa se agrava a partir del siguiente nº porque en este momento Morrison ha dejado demasiados huecos y el lector va percibiendo que los de los 1º nº no se van a rellenar. Por eso, aunque Morrison utiliza magistralmente las elipsis y la no linealidad para contar todo lo imprescindible, CF no emociona, lo que es muy importante en este tipo de historias. Apenas vislumbramos el mundo dominado por el Mal, por lo que no nos angustiamos, y la lucha agónica, y por ello épica y trágica, de los héroes no nos emociona porque esta excesivamente troceada, además de que es poco clara (la pelea en Bludhaven no esta muy bien narrada y es poco clara y las de las atalayas reciben muy poca atención) y se le roba la épica al ser la victoria, tanto sobre Darkseid como sobre Mandrakk, aplastante, intelectual, dialogada y breve. Por eso el triunfo del Bien nos deja fríos, y no es por ser previsible, sino porque el clímax y el anticlímax coinciden y todo ocurre tan rápido y tan intelectualmente que el lector no empatiza con la historia.
Por eso el nº 7, el último, aunque es muy bueno, casi una obra de relojería tan perfecta como una grapa de "Watchmen", no funciona del todo porque las elipsis, el frikismo y las dislocaciones del tiempo matan la emoción. También porque Morrison volvió a cometer su fallo más habitual, no lo planificó bien (teniendo en cuenta que al final aparece todo el UDC era imprescindible perder 4 páginas para contar el reclutamiento del presidente estadounidense-Superman negro?) y Mahnke no tiene el talento suficiente (ni tuvo tiempo suficiente) para estar a la altura de las ideas revolucionarias de Morrison, para el mainstream, ya que son técnicas literarias introducidas a principios del XX por gente como Joyce o Burroughs, de modo que su narración sólo es eficiente, cuando aquí era necesario mucho más. Aunque el epílogo a mi me parece una auténtica obra maestra. Habría resultado mejor con narradores consumados como Gibbons o Quitely o con camaleones como J. H. William III? De este modo CF es una historia en v, aunque el final no llega a estar tan bien como el principio.
Con todo es una obra relevante porque es diferente a todos los crossovers que se han hecho antes, por lo que espero que sea un precedente a tener en cuenta para que se terminen las historias ambiciosas editorialmente pero narrativamente chorras, tópicas y simplonas y también porque es una obra audaz, inconformista, con intención revolucionaria y un intento de hacer progresar y ampliar, globalizándolo, al UDC. Por eso Morrison acaba con los monitores, es decir, con la industria, es decir, con lo repitivo, lo maquinal, lo convencional, lo rutinario, lo serial. Por eso acude a Kirby, ya que es el paradigma de lo revolucionario y lo fantasioso en la industria superheroica. Por eso contextualiza al UDC en su universo metanarrativo dialéctico y maniqueo compuesto por: Creatividad (vida) y Cliché (Antivida), Realismo-Terrenalidad y Mítico-Cósmico-Fantasía, Heroico (tiempos PreMoore-Miller) y Grim&Gritty (tiempos postMoore-Miller), Autor e Industria, Progreso y Estancamiento y Superhéroes y Noir, e intenta superarlo, tratando de armonizar los contrarios, ya que esta es la única forma de lograrlo, en 7 nº. Esto es lo más importante de CF y por eso falla como historia.
Concluyendo, este cómic es tanto un cómic gafapasta-pop, como otro crossover que no es lo que esperábamos. Pero, a diferencia de la gran mayoría, es diferente, bueno y, sobre todo, no nos trata como tontos con dinero. Los aciertos superan las pifias. Así que merece la pena, aunque quizás la edición española es bastante deficiente, pero eso se verá más claro si se reedita. De todas formas considero innecesario matar al legado de Kirby, a pesar de que nunca se iba a desarrollar como es debido por culpa tanto de las limitaciones del género como por la mediocridad media de sus autores, y tengo la seria duda de la viabilidad del mensaje de Morrison. Si los hombre son dioses y la dialéctica eterna ha terminado, qué historias va haber a partir de ahora en el UDC?

28.1.10

El fin del Mal: Crisis Final, el evangelio gnóstico de Morrison. Parte II de 3

Parte I

-------------------Dialéctica, maniqueísmo y mitología---------------------

Lo que los superhéroes tienen de mítico es que los motores de sus historias son la dialéctica y el maniqueísmo, que son conceptos seminales de la cultura Occidental. Como el género es entretenimiento pop, pocas veces se ha profundizado en eso o se le ha despojado de todo lo coyuntural para dejarlo en evidencia. Una de estas pocas veces fue la imprescindible e injustamente despreciada "La Broma Asesina" y a estas ahora se añade CF. Por eso, que Morrison cite aquel cómic (recuerden "Crisis Final Cero" que es la traducción correcta, ya que cero hace referencia al nº que va antes del 1 así como a la posición de la Tierra en el multiverso, mientras que la opción de PDA, prólogo, pierde esa simbología) esta muy justificado.
También "Watchmen" es otra obra citada en y muy tenida en cuenta por Morrison para CF (líneas argumentales que se colapsan en el último nº, el final es el nacimiento de un nuevo mundo sobre las cenizas del anterior, el Luthor morrisoniano es una variante de Ozimandias, el diario de Rosarch es el libro de Lois, ambas obras son circulares y metacómic, etc.). Algo que no sorprende pues es una constante suya desde los tiempos en que estaba en "La Patrulla Condenada" (la cual escribió antes, durante y después de que esta magna opus cambiase para siempre tanto el pasado como el futuro del género). Lo que muestra el atrevimiento y el nivel de Morrison, pues ningún guionista mainstream, excepto Gaiman, ha tenido cojones para hacer algo así. Sobre la relación Moore-Morrison.
Teniendo en cuenta esto, queda claro que Morrison no ha pretendido hacer con CF entretenimiento pop o una obra posmoderna, sino un mito ("ofrece una cosmología completa de dimensiones superiores, incluyendo la nuestra, y un vistazo a los impulsos creativos de Dios [...] También está lleno de secretos filosóficos y ocultos interesantes que cambian la vida"). Por eso, no ha sido por extravagancia friki o para demostrar que es el macho alfa de los frikis que ha escogido a Libra. Este es un pj muy raro para el mainstream, y muy audaz también ya que preludia al dr. Manhattan, al ser un concepto filosófico demasiado elevado y extraño para lo pop, como demuestra el hecho de que sólo haya tenido una aparición antes de CF. También, por eso, es tan chapucero el cómic donde aparece por 1º vez. Este género en los 70 no estaba preparado para contar historias con estos pjs. En fin, Libra es un humano que sufre una apoteosis, es decir, se vuelve divino. Es un humano que consigue el ideal budista de fundirse con el universo completando así la idea del pensamiento esotérico griego (orfismo, pitagorismo, hermetismo, neoplatonismo y gnosticismo) del Uno Múltiple (por otro lado así es el dios cristiano y es lo que significa iglesia) que nace de las mitologías anteriores a la Edad Clásica. Es decir, se convierte en un ser que reúne en sí mismo toda la multiplicidad cósmica. En un ser divino porque es la unión armónica de contrarios, coincidentia oppositorum que decían los romanos. Por eso acaba donde acaba. Lo curioso del caso es que Libra, a pesar de eso, es un villano. Seguramente por ello fracasa como tal.
Así pues, el UDC de CF esta compuesto por pares dialécticos, "cualidades opuestas y fundamentales", que son: Mal y Bien, Crimen y Altruísmo, Heroísmo y Villanía, Insignificancia y Relevancia, Germen y Cura, Vida (rojo) y Muerte (negro, Antivida), Odio y Amor, Finitud y Eternidad ("continuará"), Luz (sol) y Oscuridad (agujero negro), Creatividad y Nada, Uno y Multiplicidad, Darkseid (Ciencia Maligna) y Metrón (Ciencia Benigna). También es la idea del huevo cósmico de la Antigüedad y de la Física moderna. El universo esta rodeado por la Nada, el vacío en CF, contenido por una cáscara, el planetario, dentro de la cual esta la clara, que es el Caos donde todo es potencia, la Sangría en CF, por eso es la sustancia que da poder a los dioses (yo tenía la bonita teoría de que era igual que la sangre kriptoniana, pero resulta que Superman la lleva para Lois en la boca) y la yema, el multiverso. Para completarlo esta la idea platónica del universo musical. Es decir, que el movimiento del universo produce música, aunque CF más que eso, es música, es decir ondas, frecuencias, vibraciones. Lo que evoca a un tipo de máquina, por eso el multiverso es visualizado como una suerte de planetario. Aunque en CF se describe al multiverso como una planta o una sínfonía. Como algo orgánico en constante crecimiento, de modo que no precisó de un diseñador ni necesita de los monitores. De ahí toda esas metáforas biológicas para referirse al UDC utilizadas en CF.
Ampliemos lo de la Sangría. Es posible que sea vista por Morrison como un poder que corrompe. Si fuese así, los monitores se han convertido en adictos-vampiros a fuerza de tomar la sangría para tener poder. Para tenerlo claro hay que corregir el error de traducción de PDA que hay en el SB nº 2, página 16, 2º viñeta: "lo encerramos [...] porque nos mostró su auténtico rostro". El original pone (como se puede ver aquí): "because he showed to us our true face" que literalmente es: porque el mostró a nosotros nuestra verdadera faz. Por otro lado parece, no esta claro, que Mandrakk es alimentado con Sangría, lo que podría suponer que el vampirismo es una forma de control, de mantener el multiverso en un tamaño manejable. No sé, el vampirismo es el elemento más oscuro de CF para mi. Me parece que se ha llegado a él por acumulación, esta la Sangría, el Mal, el carácter solar de los héroes, etc. por lo que Morrison vio que el que se opusiese al Bien quedaba caracterizado como un vampiro.
Antes hemos hablado de la divinidad como algo compuesto por contrarios en armonía, es decir, que ninguno se impone. Pero en CF los dioses, los monitores, estan humanizados. Esto es así porque la degeneración ha destruido la armonía, pues la humanización es la imposición de uno de los pares, de modo que los dioses se individualizan. Esto es así porque, si esto no ocurriese, sin el paso de conceptos o espíritus informes, asexuados y atemporales a seres antropomórficos, sexuales y mortales (los dioses son mortales, es decir, son finitos, en cuanto que nacen de otros, no mueren porque habitan fuera del tiempo y comen el alimento divino, quizás sea esto una de las razones de que sean mostrados como vampiros), no hay historias, es decir, no hay mitos. Para nosotros, es la religión olímpica el ejemplo paradigmático. Recuerdan a los filósofos griegos quejándose de la excesiva humanidad de los dioses griegos?
En este contexto, Darkseid es el reverso tenebroso de todo esto, del Uno Múltiple, pues aspira a ser el Uno Único, ya que quiere acabar con toda dialéctica. De ahí que necesite la Ecuación Antivida (que es una forma de posesión divina), pues es la forma de simplificar el universo, de reducir el cosmos a un sólo cuerpo, mente, voluntad y alma (curiosamente el Uno sin segundo es como caracterizan al Cosmos las sabidurías orientales). Por eso tiene sentido la idea de Morrison, sacada de Kirby, de que todos los dioses de Apokolips son emanaciones de Darkseid (lo cual explica el misterioso fallecimiento de estos cuando este toma el control del cuerpo de su anfitrión). Esto lo refuerza el que el hinduísmo considere a sus dioses como aspectos del dios supremo. De este modo es semejante a Mandrakk, ya que ambos quieren lo mismo, reducir todo a sí mismos. Son el abismo nihilista que viene a por nosotros. Así, Darkseid es el Mal dialéctico, es decir, existe porque lo hace el Bien, lo que le emparenta con dioses como Mot de Ugarit o Apofis de Egipto. Como aquellos, es la antropomorfización de la Destrucción, del reverso tenebroso del Big Bang, el Big Crunch. Es decir, el omega de todas las cosas. Por eso en el mito de CF, Darkseid es la antropomorfización del agujero negro definitivo o zona cero de una singularidad (y no particularidad propia del como traduce PDA) juicio final (omega), de otra forma: el pozo eterno. Mientras que Mandrakk es "opuesto a la Vida". Son la Nada porque esa es la degeneración absoluta. Si lo máximo es el Uno Múltiple, infinito, es lógico que, si este se va simplificando (como los monitores), el final sea el 0. Por otro lado, como pjs modernos que son, son metáfora de los totalitarismos. Por eso, cuando estos ya han dejado de ser una amenaza global, Morrison ha decido que era hora de acabar con ellos.
El no ser un Nuevo Dios salva a Metrón de morir cuando termina el 4º Mundo. Por eso funciona, aunque no se nos dice nunca nada sobre él, su plan para sobrevivir al fin de aquellos. Aquí es indudablemente Hermes-Mercurio, el dios de la Magia y la Ciencia, es decir, del Conocimiento ("renuncia a la ciencia" le exige Libra a Luthor), el Tramposo de los olímpicos y el inventor de la forma de encender fuego. Por otro lado, en su condición de dios viajero recuerda a Flash (que por otro lado es relámpago, iluminación, información -Más allá de la barrera supralumínica, la materia se convierte en pura información. He venido de más allá de esa barrera, algo parecido a lo de Libra, no?- y esto lo relaciono con el aspecto de psicopompo de Hermes, es decir, los Flashs llevan la información a Darkseid de que esta muerto, lo que se relaciona a su vez con el aspecto de mensajero, heraldo, de este dios). No obstante, algunos ven la forma del signo astrológico de Marte (guerra) en el fuego que entrega a Anthro y se reafirman en ello porque consideran que lo 1º que hace Anthro es usar el fuego como un arma. Yo lo dudo porque el signo no es muy claro y Anthro no utiliza el fuego agresivamente, sino de forma lateral, estratégica y disuasoria. Por otro lado, los prehistóricos no saben hablar, así que ahí puede estar lo que, cual Prometeo (titán con características similares a Mercurio), enseña Metrón a la humanidad. Lo cual es un concepto muy kirbyano. Recuerden que en el UM son los dioses los que hacen evolucionar a las distintas especies terráqueas (que ahora que lo pienso, todas son homínidos no?). Esto viene reforzado por lo que dice Morrison, en sus comentarios al nº 1, sobre Anthro: "primer ser humano [...] que tuvo una inteligencia superior". Lo que recuerda a Clemente de Alejandría según Focio: "cierta Virtud de Dios [...] se convierte en inteligencia y se introduce en el corazón de los hombres". Qué dice Morrison en el epílogo?: "... su rápido y delicado corazón. Allí nacen ideas nuevas como si fuera una hoguera" (para los egipcios de la Antigüedad la mente estaba en ese músculo) y esto del corazón es muy importante y recuerda a lo que dice el sprite de Zillo Valla "La brillante chispa que hace que esta nave atraviese el Sobrevacío es mi corazón". Esta simbología del corazón, la chispa y el fuego nos lleva a Superman, pues es una "batería solar". Por otro lado, Novu también nos es descrito como un Mercurio cuando se nos dice de él que "trajo el conocimiento y las riquezas", ya que en la antigüedad grecolatina ambas áreas se consideraban que eran dominios de aquel dios.
La Batalla final entre Novu-Mandrakk y Nix Uotan (este nombre quiere decir no Wotan, siendo este último un dios germano que comparte muchos aspectos con Hermes; seguramente, como se ha sugerido, este nombre tenga más relación con Uatu el Vigilante marvelita, de modo que su nombre quiere decir no vigilante, lo que tiene más sentido porque los vigilantes son una especie de monitores marvelitas; el nombre, sin duda, lo escogió Morrison por su ambigüedad) es la dialéctica final que nos remite a la lucha entre el Hijo y el Padre, el Sol Viejo y el Sol Nuevo, el Rey y el Heredero de los mitos cíclicos. También parece que Superman, al igual que Uotan, ha de superar-vencer al padre. Como su progenitor, se encuentra con un Krypton que salvar. Lo que da una dimensión trágica, freudiana y mítica al pj en la que no había reparado. Es decir, es un pj condenado a salvar eternamente por el pecado-fracaso de su padre. Un complejo paternofilial muy presente en el género (Batman, DD, etc.) porque es un género juvenil masculino? De este modo CF queda como la hazaña a la que Superman, como héroe mítico, el restitutor ordinis de los romanos, estaba destinado.
Seguramente el elemento crucial de CF es el fuego. Es casi lo 1º en aparecer y lo último que vemos. El fuego en CF es algo divino (Elemento X) y dialéctico. El aspecto benigno del fuego en CF es el de herramienta-tecnología, representado por los Nuevos Dioses (recordemos que la clave de las neomitologías de Kirby es la tecnificación de la divinidad; es el concepto vanceniano de magia como ciencia que volverá aparecer más adelante), y su aspecto maligno es el de arma-guerra, representado por los dioses de Apokolips. Según cual utilicemos nos acercamos a-somos poseídos por unos u otros dioses. Pero el fuego en el UDC también representa, para Morrison, la fuerza de voluntad, el corazón humano, el libre albedrío y la inteligencia (en inglés queda más claro ya que Will tiene estos significados en castellano: voluntad (testamento), deseo y albedrío). Por eso en esta historia aparecen los Linterna Verde a pesar de que argumentalmente pintan poco. Morrison los precisaba para que le entendiéramos. El poder de los Linterna Verde es la métafora de la voluntad, de la creatividad (recuerden que las formas que toma el poder de los Linterna Verde depende de la personalidad de estos) y de la vida (por eso la ecuación, ciencia, se llama Antivida), de modo que recuerda a lo que nos dice Superman sobre el Elemento X: "El fuego de los dioses. Puede adoptar cualquier forma". Lo cual también recuerda al polimorfismo de la cualidad tecnológica del fuego. No alude a eso el adjetivo mercurial? Lo cual rima con quicksilver, que en inglés es sinónimo de mercurio (así se llama el velocista de la Marvel). Esta palabra, plata rápida, es la traducción literal de la denominación latina de este metal, plata viva, que a su vez proviene del nombre griego de este metal, plata líquida, pues quick antes significaba vivo en el sentido de móvil o cambiante (en inglés arenas movedizas es quicksand). Por todo esto los romanos acabaron por denominar mercurio, como su dios, a este metal. Sin duda, por eso, tanto la silla Moebius como Metrón han cambiado de diseño y tienen un color plateado en vez del color ocre del mercurio (que lo tiene Flash). Todo lo cual tiene su reflejo, siguiendo a Moore, en: "la definición tradicional de magia, que creo que es de Aleister Crowley, quien estableció muchas de sus principales reglas, es que es la forma de provocar cambios de acuerdo con la voluntad". Todo esto es confirmado por la Abuelita Bondad ("Será esta la tecnología definitiva hacia donde les dirigió Metrón? Un plasma mortal que responde a los designios de la pura voluntad?"; la traducción de PDA es: tecnología definitiva que les señaló Metrón; prefiero la mía ya que me queda más claro el mensaje de Morrison y es más cercana al original: ultimate technology Metron pointed them towards = última tecnología Metrón apuntó les hacia). De esta forma no nos puede sorprender la semejanza entre CF y el zoroastrismo, religión que ha influido en el judaísmo, el pensamiento griego y en el cristianismo, y su mundo maniqueo compuesto por el Bien y el Mal, la Creación y la Destrucción, la Luz y la Oscuridad y la Vida y la Muerte y que adora al fuego como símbolo divino y cree en el libre albedrío, a diferencia de otras religiones como el protestantismo (religión mayoritaria en EE.UU. y Escocia).
La dialéctica y el fuego nos conducen a la "Fisión de simetrías" (esto de la simetrías es el tema central de "Watchmen"), otra vez la coincidentia oppositorum, una fuente de energía tan poderosa que puede derrotar al Mal. El dr. Manhattan de Morrison, el capitán Adam, lo dice claramente cuando trasciende, por eso es capaz de multiplicarse, al comprender la estructura del multiverso: "Estoy por encima de los conflictos". Además, si es un atributo divino la unión en uno de los pares dialécticos, queda claro que esta fisión es indispensable para divinizar (hacer trascender) a Superman para que pueda ir al mundo de los dioses. Esta fisión, además, es necesaria para la victoria de Superman porque sin Ultraman no podría haber vencido, ya que es lo que le permite matar a Mandrakk (ir más allá de sus limitaciones, trascender). Este momento tiene su correlato, en el último nº de CF, en la alianza entre las fuerzas del Bien y del Mal para derrotar a Darkseid. A su vez, Morrison, cual chamán, nos ayuda trascender al otorgarnos la visión en 3D, que es análoga a la 4D de Superman. Los comics son en 2D, luego sus dioses (y esto esta escrito aposta) los ven en 3D. Lo ampliaremos luego.
Este asesinato rompe el concepto-mito de Superman que tiene su paralelo en el de Batman. Pues este también mata en una brillantísima cuadratura del círculo. Por eso, míticamente, tiene lógica que acabe pagando por autotracionarse. Así que no comprendo que Superman no pague del mismo modo. Aunque puede ser que la muerte de Batman no sea un castigo por romper su geis, sino una muerte iniciática con la que Batman deja su infancia (el trauma que le atormenta desde entonces) convirtiéndose, así, en una persona distinta. También puede que sea la culminación de toda una vida dedicada a eliminar el Mal, de modo que, tras ello, Batman es innecesario. Lo que nos acerca al suicidio y este al sacrificio del héroe. Probablemente lo tendría más claro si leyese el Batman de Morrison (aunque no me parecería descabellado ya que Morrison quiere insuflar optimismo al género y una buena forma de hacerlo es extirpar de Batman ese freudismo tenebroso que le ha convertido en el caballero oscuro). Las declaraciones de Morrison en las que dice que esta muerte fue idea de Didio y que él lo ve todo como "un desgarro psicológico", más los hechos de que MM escapó a la Sanción Omega y la capacidad de Batman para derrotar al Lump refuerzan esta suposición.
El último elemento mítico importante de CF es el nacimiento de un nuevo mundo-era-edad, la sucesión de mundos esta en todas las religiones elaboradas, que certifica el devenir cíclico en el UDC. De este modo el 5º Mundo que nace en CF es un 4º Mundo renovado y renacido. Nuevo y distinto. Por eso, el final de CF es circular (termina con Batman pintando en la pared los símbolos que aparecen en la portada alternativa del nº 1, el cohete del futuro cae en el pasado, - a qué recuerda esto último al origen de Galactus?- y el fondo de las portadas del 1º y último nº es rojo), por lo que creo que en este 5M el tiempo esta comprimido, es decir, el pasado, el presente y el futuro (que en los comics no existe el tiempo lineal es otra cosa que nos quiere transmitir Morrison) son simultáneos, de modo que el epílogo es la historia del 5M, no el pasado del 4M. De todas formas, lo que sí es evidente es que el 5M tiene todos los elementos del 4º Mundo salvo los dioses, tanto los de Kirby, como los monitores. Lo cual nos remite inevitablemente al humanismo griego. En el 5º Mundo, "La era de los hombres como dioses", que seguramente vaya por el hinduísmo y el gnosticismo, los cuales creen que hay algo divino en los hombres que se puede sacar hacia fuera llevando la vida adecuada, la humanidad va ser la medida de todas las cosas y ahora, con total libertad (el símbolo que Metrón entrega a la humanidad significa libre de restricciones), va a poder alcanzar todo su potencial. Lo cual arroja 2 incógnitas. La 1º es qué implica los hombres como dioses? Qué todos los hombres van a ser superhéroes, qué ahora lo van a ser los superhéroes o qué? La 2º es que al tener el 5º Mundo la cualidad huntongniana de fin de la Historia, pues el Mal en el universo ha desaparecido, tanto como amenaza a batir (Mandrakk) como cualidad intrínseca (Apokolips), de modo que ya no hay dialéctica, qué historias va a haber en Tierra 0 a partir de ahora?

--------------------------Cristianismo y Alquimia---------------------------

En CF también hay bastantes elementos cristianos como la resurreción de MM ("tres días después salí arrastrándome de mi tumba"), versiones de los libros bíblicos Génesis y Éxodo y monitores como ángeles. También los tiene Uotan, pues es un Cristo, ya que es un dios hecho hombre para habitar entre humanos a los que acaba salvando iniciando un nuevo eón ("El tiempo de los dioses ha terminado, ha llegado el momento de algo diferente"; PDA dice "la hora de ..." pero a mi me suena eso a show y el original dice time). También, su condición de Juez de todo Mal (creo que mejor que la opción de PDA, males, ya que en inglés Morrison dice evil, en singular) remite al dios cristiano en el Día del Juicio Final y al Mesías purificador del mundo.
También hay una interpretación de Nix Uotan, que tiene bastante credibilidad, que le hace el alter ego de Morrison. Así, este, atrapado en el universo de otro, lucha contra el inmovilismo para tratar de salvarlo recreándolo a su imagen y semejanza o a su gusto. Yo creo que Morrison piensa más en los guionistas. De hecho, se puede describir su trabajo como la imposición de su voluntad a la creación (o al vacío). Ellos, colisionando con el vacío (pareja dialéctica), producen la ficción. Por otro lado trabajan con ideas, conceptos y palabras lo que nos lleva al siguiente punto. Así, si esto es cierto, Morrison lo que nos dice es que el guionista ha de alcanzar la armonía con su trabajo-creación-ficción.
También en CF hay referencias a la alquimia. La palabra india para alquimia significa la vía del mercurio. Mientras que la palabra árabe significa mezclar líquidos (simetrías). No voy a hablar mucho porque es un tema que desconozco por completo. Pero si puedo apuntar que mandrágora, elixir y menstruum son elementos alquímicos. Mandrakk (pj que evoca a Luzbel) remite a la palabra mandrágora en inglés, aunque hay quien ve en este nombre la contracción de man Dracula (seguramente por eso gustó a Morrison) o incluso una referencia a Mandrake, un protosuperhéroe del Cómic. Mandrágora es una planta con propiedades narcóticas considerada afrodisiaca y mágica en la Antigüedad. En el universo mental medieval, el supuesto parecido que puede llegar a tener la raíz de la mandrágora con la silueta humana llevó a la alquimia a desarrollar la idea de homúnculo (por otro lado mandrágora es una palabra griega y andros es hombre en griego), es decir, un hombrecito que servía como exclavo. A esta identificación apuntan también el que el pj sea calificado como "raíz de todo mal" (puede que no, porque ahora no lo encuentro por ningún lado) y ese mensaje críptico del Linterna Verde original: "ha envenenado a la raíz" (que puede ser la raíz del mundo, usease, dios, pues todo emana de él; tiene sentido pues aquí los monitores son generadores de historias, es decir, del UDC). También se dice que está "en las profundidades" de un sepulcro. También hay quien utiliza homúnculo como sinónimo de mente. Quizás este aquí la clave. Los elixires son llamados también menstruum (mainstream?!; una palabra que no es tan rara en inglés como en español, refiriéndose esta a un disolvente) pero también remite a la menstruación y cual es la periodicidad de esta? El que buscaban es el de la Vida/Juventud Eterna y uno de los elementos con el que se elaboraba era el mercurio, pero el principal era el conocido como agua ardiente o alkahest, que es la esencia de la Vida, es decir la Sangría. Se representaba como un rey en su trono y así remite a Metrón. Quizás el robot-armadura de Nil (que seguro que es otra de las 5555 palabras para decir nada, pues viene del latín nihil, nada, y por eso el sobrevacío, al estar por encima de Nil, se llama así) remita al golem, que es una especie de homúnculo, en cuanto que se usa como sirviente, que cobraba vida al grabar en él palabras divinas.
El mercurio es muy importante en la alquimia y esto invoca a Metrón. Metrón en su silla que es un trono remite al Mercurio Divinizador o Superior, el fuego que libera el espíritu. Por otro lado, para la alquimia el mercurio, el azufre y la sal son la base de todo. La sal es la sustancia de todas las cosas, el azufre es fuego y el mercurio es un licor espiritual aéreo. Estos son los elementos de la piedra filosofal. Lo que no veo en CF es la sal. Los alquimistas buscan lograr la magnum opus, la piedra filosofal que transforma los metales vulgares en oro. Por supuesto hay quien dice que esto hay interpretarlo de forma espiritual, es decir que la alquimia persigue el autoperfeccionamiento de uno mismo. No es esto lo que intenta Morrison con sus obras? No tratan de transformar a sus lectores en mejores personas? Para terminar, conseguir la gran obra es conseguir la multiplicación, lo que nos remite a Adam.

------------------------------------Metácomic----------------------------------
CF, además de un mito, es metasuperhéroes y metanarrativa. Esto es, quizás, de su fondo, el aspecto más difícil de interpretar pero el más fácil de identificar, pues nos lo dice constantemente tanto visualmente, como verbalmente con frases como "Y creó un concepto" o "Me he esforzado mucho por crear un final feliz" (lo que remite al final feliz que pide Superman). CF, por tanto, es también una reflexión sobre el género y la ficción. En mi opinión demasiado personal y en algún aspecto burda, por lo que se sobrepone a la historia y, por eso, como escribí, CF no consigue ser tan mítica como debería y podría haber sido al ser personal, como demuestra que una forma de decodificar CF sea como la lucha entre la nada y el autor-creatividad, entre el fin de las historias y la imaginación que las perpetua, que no es algo universal.
Por las críticas que se le han hecho, lo más difícil de pillar es que presenta el UDC como un lugar que nace del choque entre la ficción y el sujeto (otro par dialéctico), los cuales interaccionan transformándose y recreándose mutuamente de forma retroalimentaria. "Hiperhistoria que se construye a sí misma". Es así como explica Morrison elementos como la retrocontinuidad o los sucesivos cambios de la continuidad a lo largo de la historia de DC. Por eso la historia del multiverso que nos cuenta CF no encaja, porque Morrison no piensa que haya una historia definitiva (es imposible porque lo que ya esta claro es que nadie nunca respeta escrupulosamente la continuidad). Por eso su historia no es lineal, es simultánea. El presente modifica el pasado y el futuro y estos le cambian a él. Las historias interaccionan de modo que se transforman mutuamente, por lo que no hay nada que quede fijo en el tiempo. Por eso la historia cambia según progresa la lectura. El intento de controlar este caos, esta entropía, esta historia en perpetuo cambio y desarrollo, es el origen de las Crisis para Morrison, porque el afán de contener lo incontrolable lleva a la destrucción, a romper el huevo. Por eso, creo, los monitores son vampiros, es decir, alimañas, sanguijuelas, parásitos.
Esto me lleva a considerarlos, en especial Uotan, como metáforas de los aficionados, en especial de los continuity cops. Por su presencia, el aficionado, hace que haya más historias que a su vez le influyen. Esto, en el caso de Uotan, lo considero indudable. Por eso también CF nunca deja de ser el sueño de Uotan, es decir, nuestro. Lo cual remite poderosamente a esa frase, creo que budista, de que somos el sueño de un dios, aunque CF parece que nos dice que ntros. somos ese dios, es decir, que somos el dios de nuestros sueños, de nuestra ficción. Hay gente que ve en los monitores a la industria, a los editores y a los guionistas. Yo esto no lo tengo claro, pero desde luego no es descartable. Por otro lado, hoy los editores y autores son aficionados. Por eso, seguramente, en los monitores no hay que identificar un grupo concreto, sino a todos los inmovilistas que hay en la industria. A todos aquellos que quieren que todo siga igual, que los pjs no evolucionen, que resuciten, etc.
Otro elemento que refuerza la identificación lector-monitor son las gafas 3D. Nosotros vivimos en una realidad 3D. Un ser superior viviría en una 4D de modo que vería nuestra realidad al completo y simultáneamente. Por eso esta visión le permite a Superman romper la 4º pared, de modo que nos puede ver! ("de una dirección sin nombre llega un sonido como de respiración"). Nosotros hacemos eso con la realidad 2D de los comics pues vemos las viñetas, que son secuencia lineal, en 3D, es decir, a la vez, y eso también nos permite percibir como evolucionan en el tiempo.
El Sobrevacío es descrito como "inteligencia infinita y abstracta más grande que el multiverso[...] un vacío consciente y viviente". Si seguimos este hilo Morrison nos devuelve a la noción del pensamiento esotérico griego antiguo de dios como puro pensamiento (así es como son definidos los monitores) o idea. A quién no le recuerda esto al Demiurgo de Platón o le evoca el "Pienso luego existo". "Idea entre las ideas" dijo el neoplatónico Porfirio y así, también, concebían los gnósticos a su dios. Siguiendo este camino, llegamos al Thot egipcio (el Hermes griego), relacionado con el corazón porque para los egipcios ahí estaba la inteligencia, la palabra que resuena en el Silencio-Nada para dar inicio a la Creación (como Superman al final). El que hace pasar la potencia del Caos-Sangría a acto nombrando. El dios de la palabra, logos, verbo. Como dice Focio que decía Clemente de Alejandría, "las ideas derivan de ciertas palabras" (golem y la palabra de Uotan). Todo esto es simbolizado por el fuego. Lo que nos lleva a los Linterna Verde, pues su poder nace del pensamiento. Para ejemplizar esto esta Darkseid quien, de concepto pasa a carne. Él dice: "Hasta ahora sólo se han enfrentado a la idea (la traducción de PDA dice conocían el concepto, pero mi traducción es más fiel al original que dice: "they have only ever faced the idea of a god" = ellos han solo hasta ahora encarado la idea) de un dios. Ahora dios encarnado (aquí la traducción de PDA vuelve a errar pues el original dice incarnate, Darkseid no se reencarna porque para eso hay que encarnarse antes) camina entre ellos". Es pues una idea materializada. Pero quizás aún sea más claro las palabras de Hal: "Los anillos funcionan sólo si puedes pensar". Por último, el fuego de los dioses es lo que activa la máquina milagro (que es el disfraz más burdo que hay de un Deus ex Machina, un elemento del que se abusaba mucho en la Edad de Oro), lo que convierte al pensamiento-palabra-deseo-voluntad (el will inglés) en algo real. También esta máquina es paradigma de la ciencia futura como magia, así como manifestación de lo que venimos diciendo, que un dios actúa sobre el universo pensando. "Si no existe piénsalo y hazlo realidad" le demandan a Uotan. Algo ya dicho por los órficos: "soberano por cuya voluntad surgieron las realidades concretas" (himno órfico 15). Esto explica porque los monitores son peligrosos ya que, como son capaces de hacer realidad sus pensamientos, pueden perjudicar al multiverso siguiendo el mecanismo de la profecía autocumplida. Es decir, son ellos, al creer en la existencia de Mandrakk y su historia ("Nos utilizas para que creamos que existes") los que han puesto en peligro la existencia (lo que enlaza con el vampirismo). Por eso Superman les deja como lema continuará (que evoca a las últimas palabras del dr. Manhattan: "Nunca termina", que tiene su eco en la última frase de CF: "La historia no ha hecho más que empezar"), para que no crean en el fin y, por tanto, no lo provoquen. La conclusión de todo esto es que las historias cambian, pero los conceptos-ideas que las originan no. Por eso la victoria de Superman, que es una idea-"historia imparable e indestructible" y la génesis de todo (con lo que en cierta forma es también una raíz), sobre los monitores, que es la parte inmovilista y controladora del mainstream, asegura el desarrollo del UDC. Porque yo creo que lo que aquí quiere contar Morrison no es la lucha entre buenos y malos de la industria considerada globalmente, sino la historia de la lucha de la creatividad contra la nada, teniendo en cuenta que contar una y otra vez lo mismo es parte de esta última. De esta forma Morrison invoca a Superman como primigenio concepto, como la semilla a partir de la cual ha germinado el género superheroico, para que sus cualidades optimistas, brillantes y fantasiosas acaben con el paradigma grim&gritty dominante desde 1989. Por ello Morrison desarrolla hasta las últimas consecuencias el carácter de héroe solar del superhéroe (algo que ya viene haciendo desde su JLA). De modo que es la manifestación del fuego-voluntad-creatividad más poderosa del UDC, por lo que sólo él puede cargar la Máquina Milagro, de la misma forma que el fuego de los LV es la estaca definitiva. Por tanto Morrison coloca a Superman, "una historia mejor", como el único que puede regenerar a los superhéroes, porque es la idea que dio lugar a un género que es sinónimo de mainstream y que tiene ya más de 70 años y aún sigue.
La unión de estas 2 ideas, la de monitor como alter ego del aficionado y la de ideación como principio creativo de lo real, me lleva a pensar que la Sangría es nuestra creatividad, pues es lo que les da vida, poderes y juventud eterna a los superhéroes. Aunque también esta claro que es también tinta, entendida esta como pareja dialéctica de la página en blanco (que es el vacío que rodea el universo). Lo cual nos lleva a los dibujos. Si recordáis Uotan dibuja pjs a partir de sus ideas, como acto análogo a cuando convertía en realidad sus pensamientos cuando era dios. Este es un evidente paralelismo con los autores de Cómic, pero también con las pinturas rupestres que hacen Anthro y Batman (o los demás a lo largo de CF). Parece que Metrón no sólo dio a Anthro el fuego (tecnología-ciencia), la inteligencia superior y la capacidad de hablar (clave para crear), sino también la escritura. Así la interacción entre todo esto, simbolizado por el fuego, y él (como las historias), es lo que desarrolla el potencial humano, lo cual permite o provoca el nacimiento del 5M.
En definitiva, CF como metacómic es sobre la ficción. Sobre como esta, que son palabras e ideas, tiene el poder de influirnos, por lo que es importante tener ficción esperanzadora, optimista y alegre. De este modo, CF se puede considerar como el "Prometea" de Morrison.

----------------------------------"Watchmen"----------------------------------

Como ya convinimos, Morrison ha tenido muy en cuenta a esta magna opus y su alargada y oscura sombra, que cubre desde hace ya más de 20 años al género, a la hora de escribir CF. Por eso, mirando en "Watchmen" (y en Moore) se puede entender mejor CF.
En "Watchmen", Rorsarch llega a la misma conclusión que Nietzsche. Pero esta conclusión, que Dios ha muerto, que no hay ni Bien ni Mal, que estamos solos, han llegado antes gente más lista que él, es decir, Ozimandias y el dr. Manhattan. El conflicto de "Watchmen" es el intento del 1º por rellenar ese hueco. Este lleva a los superhéroes a decidir mantener la mentira sustituyendo a Dios (un superhéroe es defensor del Bien), aunque con la paradoja de que el dr. Manhattan, el más divino de los superhéroes, renuncia a ese papel, dejando claro a Ozimandias que jamás va a poder ser divino y que por eso su victoria no va a ser eterna, sino finita (Nada termina, diario de Rorsarch, una posible vuelta del dr., el estar basado todo en una mentira, su imposibilidad de controlarlo todo por muy inteligente que sea, porque, entre otras cosas es humano...).
Morrison se mueve en los mismos términos. CF deja claro la influencia de los dioses en el UDC. Su existencia hace que haya un conflicto eterno y también que el Bien siempre venza. Por eso, cuando sólo queda el Mal, los superhéroes no pueden vencer (de ahí que Superman sea incapaz de desbaratar el plan tontorrón que hiere mortalmente a Lois), lo que plantea los interrogantes de cómo puede ser que Batman consiga disparar a Darkseid y Luthor logre acabar con Libra. Sin duda por eso la victoria se obtiene fuera del influjo de los dioses, en el mundo de los monitores, en el futuro (en el futuro del UDC Darkseid esta muerto) y por el conocimiento de Flash-Barry obtenido en la barrera supralumínica. Por tanto, al igual que en "Watchmen", los superhéroes se encuentran con el fin de la dialéctica, ya que sin dioses no hay ni Bien ni Mal, y la humanidad esta sola de modo que los superhéroes son dioses de una era atea, algo que no es nuevo en Morrison, pues ya estaba en su JLA y en su ASS, pero aquí empiezan las diferencias.
El Superman (dr. Manhattan) de Morrison no renuncia a ser dios (hay un paralelo entre Superman sólo en la existencia y el dios del Génesis antes de la Creación, entre el deseo de Superman y el Big bang), aunque lo va a ser de forma no intervencionista, pues el dios de Morrison es alguien que no interviene para cambiar las cosas, se limita a impedir que nadie se haga daño y a estar ahí, a proteger y a inspirar a los hombres (eso es su ASS). Porque Superman es un dios solar, es decir, el que guía a través de la oscuridad. Eso es Superman para Morrison, una ficción positivamente inspiradora. También, a diferencia de "Watchmen", CF no termina con una gran mentira, pues Morrison decide, en contra de lo habitual, pues quiere hacer avanzar al UDC, que los superhéroes revelen lo que ha pasado a la humanidad. Por eso, en vez de ingeniarse un plan para hacerla olvidar todo, dejan que conozca el multiverso y, puede ser, la muerte de los dioses. No podía ser otro modo, pues ahora, en el 5M, los humanos son dioses. Por eso CF es una historia que, en palabras de los habitantes del UDC, podría "cambiar nuestras vidas para siempre". No obstante, la historia termina igual en ambos comics, la humanidad recibe un conocimiento que antes ignoraba.
La razón del 5M es que para Morrison es más apropiado para el tiempo en el que vivimos donde el Bien y Mal se han convertido en ficciones, no como en la Edad de Oro y la de Plata. Por eso ya no tienen sentido superhéroes dialécticos y maniqueos (Marvel también lo ha entendido pero lo escenifica de una forma más pop). Así, CF intenta hacer progresar el género siendo un nuevo comienzo. Por eso debe superar "Watchmen", ya que este acabó con el género, como demuestra el que todo lo que vino después es una degeneración (Morrison en CF dice que el mundo empezó a degenerar desde que se olvidó qué era el robot de Nil), ya que no había otra, pues la magna opus del género reveló que el emperador esta desnudo (al igual que la JLA Giffen y De Matteis va desnuda bajo sus disfraces). Por eso, hoy los superhéroes estan contaminados por otros géneros. Pero el intento de Morrison de hacer reverdecer el género, no es un back to the basis, sino un intento de purificarlo, eliminando todo lo coyuntural y toda la costra que el tiempo ha añadido (CF vuelve a dejar las cosas como antes de CTI). Por eso CF, conjugando lo ancestral con lo posmoderno, no sólo intenta cambiar el UDC, sino también la forma de hacer comics de superhéroes. Ahora queda ver si lo consigue o no.

27.1.10

El fin del Mal: Crisis Final, el evangelio gnóstico de Morrison. Parte I de 3

"Crisis Final" ha sido una lectura tan exigente que me ha acabado obsesionando (se nota que no hay muchas cosas interesantes en mi vida actualmente) y agotando de tal modo, que por eso este post llega tan tarde y tiene un estilo, en contra de lo habitual, esquemático. Pero antes de pasar a él, es de bien nacidos poner los enlaces de los 2 blogs estadounidenses, este y este, que me han servido de base. Ambos anotaron CF, son complementarios y sus comentarios también son interesantes. Extractos de estos los tenéis en castellano formando parte de los análisis que Sergio Robla hizo de CF en Zona Negativa. También está esta entrevista a Moore que, casualmente (o no), ilumina sobre la visión 4D, sobre, probablemente, lo que hay detrás de las pinturas rupestres de CF y algún detalle más. A pesar de que todo esta bibliografía ayuda a rentabilizar la inversión hecha en esta maxiserie. Estoy de acuerdo con Morrison en que se puede entender suficientemente con una 1º lectura sin necesidad de ser un friki o un compulsivo comprador del UDC, aunque eso no quita que uno se quede con la certeza de que se ha perdido un montón de cosas. Pero eso no es malo ya que siempre hay opción de relectura.

----------------------------------------Kirby--------------------------------------

Es indiscutible. El rey fue un genio. CF vuelve a dejarlo claro.
Kirby es uno de los grandes artistas del XX porque fue capaz de crear una mitología moderna. Pudo hacerlo porque aquel siglo fue el de los mitólogos. Dumézil, Eliade, Campbell y otros permitieron al humano moderno comprender un poco al antiguo y, por ello, a sí mismo al iluminar el trasfondo de las mitologías, es decir, de la mente humana. Basándose en ellos Kirby pudo recrear la universalidad, pureza y eternidad de los mitos con, en el caso del Cuarto Mundo, conceptos tan simples pero potentes como el Boom túnel, tan preclaros y anticipatorios como la Madre Caja y tan fascinantes y humanísticos como la Ecuación Antivida y con pjs tan puros, míticos y originales como Scott Free o que tunean admirablemente arquetipos de pj como Abuelita Bondad. Sólo él lo ha logrado, ni Lovecraft ni Tolkien ni Hollywood se le acercan. Gracias a esto el género superheroico sigue vivito y coleando (quizás por ahí este la clave del colapso de la Edad de Oro). Gracias a esto Morrison ha podido hacer CF. Gracias a esto CF funciona.
Es increíble lo vasto que es Kirby. Espero que el siglo XXI sirva para que se reconozca universalmente su mérito y genialidad.

-------------------------------------Morrison-------------------------------------

Como nos han dejado Moore, Miller y Gaiman, sólo queda él en el mainstream como autor genuino, es decir, alguien que procura contar historias diferentes, nuevas y originales, ya que es el más imaginativo, ambicioso, inquieto, valiente, creativo y culto de los guionistas del mainstream. Por eso "Crisis Final" es una historia como hace años no se veía en los superhéroes, quizás esto sea lo mejor de CF, ya que en vez de estar mascada y ser simplona y topicona, como la aplastante mayoría de lo que llevamos leyendo tras la revolución Image, especialmente en lo que llevamos de siglo, es densa, compleja, reflexiva y sutil e incluso tiene mensaje. Por eso, como hay mucho trabajo tras ella, a pesar de ser una obra muy complicada, es accesible. Aunque, como siempre, ya que Morrison no es de esos que busca dejar todo "atado y bien atado", utiliza elipsis brutales y una narrativa difícil y peca de sutil, denso, críptico, confuso y caótico. Le gusta el caos y quiere que el lector trabaje, que especule para que la historia se enriquezca y forme parte de ellos (de eso va un poco el cómic, de historias que interactúan con sus receptores de forma que crecen y se reproducen a la par que transforman a estos). Por eso obliga a que sean comentadas con otros y estudiadas en común. Cosa que por otro lado es una de las razones del porqué los superhéroes son mainstream, ya que de toda la vida los aficionados los hacemos más grandes de lo que son hablando entre nosotros sobre ellos. En definitiva, busca que sus historias sean una especie de virus. Pero, precisamente por este estilo, no es épica, emocionante y lírica, a pesar de tener muchos elementos para ello, y, aunque empieza muy bien, los 3 1º nº son estupendos, como a medida que va progresando se va densificando, de modo que todo lo que ocurre no tiene un correcto desarrollo, nunca alcanza la velocidad suficiente para despegar, así que su lectura es interesante, absorbente, densa y sorprendente pero no enamora.
Otra cosa que juega en contra del guión de CF, es que, al caer la historia en un maniqueísmo radical, se vuelve previsible. El final del nº 4 estadounidense, el 5º de PDA, con esa ominosa viñeta de Darkseid condenándonos con el pulgar, nos deja expectantes e intrigados porque no sabemos qué va a pasar ni como van a terminar las cosas. Pero al principio del siguiente nº eso se deshace porque todo se empieza a convencionalizar de tal modo, que ya para el 6 estadounidense, uno ya sabe que al final el Bien va a ganar y Superman va a volver a salvar la jornada. También le perjudica la indefinición del Mal. Darkseid y Mandrakk no lo necesitan, pero Ogama sí, por eso este tipo despista. Por qué hace lo que hace? Cómo lo hace? Que sea el hermano del malo no me satisface. Quizás haya que pensar que, como monitor, es susceptible de ser maligno o tal vez es un sr. Renfield, un ser que acaba fascinado-dominado por el Mal. Pero vamos, lo considero un error porque la historia podría pasar sin él de modo que su inclusión sólo despista. De todas formas siempre cabe que sea una imposición editorial mal resuelta, ya que el monitor malo de "Cuenta Atrás" no es Ogama. Que la historia deje cosas significativas sin aclarar, como el misterio de Kamandi (qué cojones pasa con este pj?), es otro elemento del trabajo de Morrison que tira piedras contra su propio tejado. Aunque no esta dicho todo, por lo que es probable que muchos misterios de CF sean respondidos en los comics que están por venir. El último factor negativo del trabajo de Morrison, porque no es bueno, si se intenta hacer un mito, incluir material autoreferencial como si fuese un slice of life, es que cuenta sus pensamientos sobre lucha del escritor por escribir.
En fin, siendo claros, CF es como "2001: una odisea del espacio". Más que explicarnos nos muestra el nacimiento de un mundo nuevo. Pero, a diferencia de la peli, no consigue que nos sobrecogamos ante este acontecimiento bigbanesco, aunque sí consigue capturar algo de su majestuosidad y provocar algo de recogimiento, sólo en las relecturas, cuando uno sabe lo suficiente como para dejarse llevar, porque, como suele pasar en los guiones de Morrison, la cantidad de ideas, conceptos, pjs y escenarios hacen que su lectura aturulle de tal modo que no suscita ninguna emoción primaria, cuando esto es la clave del éxito del género superheroico. Esto se agrava, también es típico de Morrison, porque no es una historia tan bien estructurada como debiera porque no hay prioridades, de modo que se entretiene con unas cosas y despacha otras demasiado rápidamente, y la narración es confusa porque, una historia compleja como esta, tanto por cantidad de subtramas como de elementos, necesita más fluidez que elipsis, contextualizar la acción y tomar periódicamente distancia para recapitular.
Así, CF se va haciendo más confusa a medida que avanza de modo que el clima ominoso tan bueno que Morrison crea se diluye hasta el punto de no transmitir tensión y emoción, que es algo sine qua non para este tipo de historias. Aunque en las relecturas se puede apreciar mejor la obra. De este modo, su riqueza, solidez, profundidad, ambición, trabajo de relojería casi perfecto y su vocación revolucionaria junto con lo bien que transmite la elegancia y la lírica de lo inexorable, las ideas chulísimas que tiene, como los Superjóvenes (lo mejor del tándem Morrison-Jones), y con algún que otro gran momento brillante, genial y emocionante como el del continuará que, además, es una reivindicación de la grapa, dejan intriga y buen sabor de boca por lo que va a venir, que es de lo que se trata.

------------------------------Jones, Pacheco y Mahnke------------------------

Si el guión se densifica, el dibujo se deteriora, a pesar de los esfuerzos evidentes de los dibujantes, a medida que avanza la historia. De este modo tiene parte de la responsabilidad de que CF no haya alcanzado todo su potencial. Otra cosa del dibujo que ha perjudicado al resultado final es que se contradice a sí mismo, debido a la descoordinación producida por trabajar a contrarreloj, aunque bien es cierto que en detalles menores
Jones esta muy bien. Es un dibujante limitado, en cuanto que depende mucho de la referencia fotográfica, pero es muy trabajador, compone muy bien, es un narrador competente y se entinta de puta madre, de forma que es un dibujante notable y bastante espectacular. Por eso, los mejores nº de "Crisis Final" son los 3 primeros números, los dibujados íntegramente por él, ya que Jones expresa muy bien lo que hay en los guiones de Morrison, crea atmósfera, muy importante para este tipo de historias, y hace a los pjs contundentes, expresivos y creíbles, es decir, muy cárnicos. Lo demuestran sobrada y claramente sus páginas en b&n y sin guión del nº 3 español. No necesitan color ni casi diálogos para funcionar! También se ve en los nº que comparte, ya que el contraste con otros dibujantes es revelador y palmario. Así pues, Jones es el más plástico y expresivo de todos los dibujantes que han trabajado en CF demostrando así que era uno de los pocos que podía resolver con maestría esta papeleta, aunque con todo, le faltó algo de agresividad en la narración para explotar adecuadamente los momentos clave y su estilo tiene la limitación de la rigidez y el problema de que a veces la referencia fotográfica es forzada.
Como Jones no es un dibujante instintivo y su técnica es compleja, el tiempo le acabó ganando la partida, de modo que tuvo que ser auxiliado y luego sustituido. Pacheco y Mahnke no son los únicos que intervienen en CF como sus sustitutos, pero sí los que más peso tienen.
Pacheco, lamentablemente, esta flojo. Supongo que sobre todo por la falta de tiempo que tuvo. Por eso hay viñetas suyas que son irreconocibles como tales. Esta correcto y efectivo como siempre, pero le pierde el que sus páginas estan pobremente ejecutadas, la escasez de fondos y el compartir páginas con Jones. No es totalmente culpa suya, pero no esta a la altura que exigía esta historia tan particular, excesiva y ambiciosa.
Mahnke ha sido el otro dibujante importante de CF ya que, aparte de intervenir en ella, se encargó de la miniserie "Superman Beyond" (Superman transciende; beyond significa más allá y el título se refiere a que Superman va más allá, de modo que la traducción de PDA, más allá de Superman, esta mal) y del especial Réquiem, que es su mejor trabajo de los aquí reseñados, lo que hace lamentar que no disfrutase del tiempo necesario para hacer lo importante de esta obra. Mahnke no ha sido una buena elección, más que porque sea un dibujante torpe, por lo que CF le viene un poco grande, porque difiere mucho de Jones. Los estilos de ambos son casi antitéticos. Jones es realista, tanto en el dibujo como en la iluminación, y Mahnke es sintético y grotesco y deja la iluminación al colorista. Así, el contraste es más llamativo al hacer ambos 2 comics muy diferentes y aún más, ya que Jones consiguió hacerse con CF. Con todo, Mahnke es un buen profesional (rápido y eficiente). Por eso, aunque ni da lo mejor de sí mismo, no es un dibujante apropiado para Superman porque lo suyo es más lo sórdido y grotesco como demuestra lo bien que dibuja a los villanos de CF, ni tiene el estilo apropiado para esta historia, defiende el fuerte bien y con honor.

----------------------------------Crisis Final Resist-----------------------------

Todos los comics alrededor de CF son bastante irrelevantes porque no contienen información necesaria para seguirla. De este modo no es necesario leer "Apocalipsis" (este último es relevante si se esta interesado en el trabajo que Rucka esta realizando en el UDC), "La Venganza de los villanos" y "La Legión de los tres mundos".
Del mismo modo, los especiales publicados por PDA son superfluos. De hecho, los tomos estadounidenses de CF sólo incluyen el de Submit. Así que podríamos habérnoslos ahorrado, haber sido publicados separados de la miniserie central pero juntos en un tomo o en otras coles (Réquiem, Submit, Secret Files y Last testament, que no pertenece a CF, en la cole de la JLA y Resist en el último tomo de Jaque Mate como el colofón a la misma que es), pero claro, lo primero habría sido incomprendido y vilipendiado (sobre todo por los que no conociesen el material del que se les privaba),  lo segundo para PDA no habría sido tan rentable y lo último hubiera supuesto demasiado trabajo para esta editorial. De los 5 especiales ("Superman Beyond" no lo es, es parte esencial de la historia, lo que pasa es que es mejor comercialmente hacer una serie limitada de 7 nº que de 9), Resist es el mejor con diferencia. Tanto, que es mejor que la parte central de CF.
Réquiem no esta mal, probablemente sea de los mejores comics necrológicos de todo el mainstream. Pero el de Resist (nº 5 es) esta muy chulo. Tanto, que sus autores, Rucka y Trautman, merecían que sus nombres estuviesen en su sitio y no que DC, por lo visto, se olvidase de ponerlos en el interior. Aunque es imposible encajarlo  con el trabajo de Morrison, a pesar de que este consigue que no chirríe demasiado, signo evidente de la descoordinación editorial que ha perjudicado a CF, esta muy bien. Al ser el único que transmite sensación de asedio y de angustia, cumple una función muy importante en la trama. Sin él, CF hubiera quedado aún más coja. Rucka hizo una historia emocionante, trepidante, angustiosa, con humor y sexo para no hacerla tan patética y con un final épico a lo "Dos hombres y un destino" y Trautman, aunque con limitaciones, la dibujó bastante bien. Más historias así le hubieran venido bien a CF.

----------------------------------Editoriales-------------------------------------

Tanto DC como PDA han perjudicado a CF. La 1º provocando mucha confusión al querer exprimirla al máximo haciendo grandes planes sobre ella sin estar aún terminada. Por eso el resultado ha sido que lo hecho por la editorial es incompatible con lo hecho por Morrison, de modo que esta consiguió que CF pareciese más compleja e ininteligible de lo que en verdad es. Por otro lado, en mi opinión, esta obra sufrió injerencias editoriales, ya que CF se presentaba a Didio como la excusa perfecta para culminar su directriz editorial, la vuelta a la época preCTI. Creo que es en eso donde hay que buscar el origen de lo de los monitores y lo de los Flashes. Desde luego que SB sea una historia que se puede entender sin necesidad de leer CF es sospechoso.
Por su parte PDA la ha perjudicado haciendo lo de siempre. No aprovechando los meses de diferencia para hacerlo mejor que DC (con lo que igual hubieran atraído a algunos de los que se lo compraron en inglés).
CF es un cómic difícil y más aquí, donde el UDC es un lugar nuevo y se publica una fracción pequeña del mismo. La trama es difícil y suscita muchos interrogantes (lo que despista mucho porque no estamos acostumbrado a eso), por lo que conocer detalles frikis y otra opinión ayudan a comprenderla y seguir lo que Morrison esta narrando. Pero aquí se ha respondido con artículos flojísimos, ya que prácticamente sólo informan del año de creación de los pjs y sus creadores, cómo si eso sirviese para conocer al pj, su dilatada historia y porque esta en CF, de forma que son poco más que paja. Para mi, lo peor de la edición, es esto. Esto se completa con la omisión de las entrevistas de Morrison (por algo las ha concedido). Como estas ayudan a entender la serie, habría sido un gran detalle que PDA las hubiera facilitado allí donde ha puesto autopublicidad.
Lo del precio, una grapa no es una grapa sólo porque esta grapada, no me quejo porque no sé si ha sido abusivo por lo de las 3D (que me ha resultado bastante cutre, una buena y oportuna idea pero mal ejecutada), pero desde luego parece que CF juega en la liga de Batman. Aunque hay que reconocer que las grapas PDA tienen mejor calidad que las Panini. En cambio, no dudo de que ha sido una sobrada la inclusión del director´s cut, excepto los comentarios del director, ya que es un material friki, por tanto, ni necesario ni universalmente reclamado, por lo que me ha parecido injusto su inclusión sin dar otra opción (yo, para defenderme de ese abuso, no he comprado el nº 4). Aparte de que es un claro extra para un futuro tomo en cartoné. Hubiera sido más razonable publicar el CF sketchbook.
Otros fallos han sido los de siempre, pobre rotulación y fallos en la traducción. Estos últimos vienen no por falta de profesionalidad, sino porque errar es humano, por lo que, creo que, en general esta bien. Lo malo es que la complejidad conceptual de CF y la precisión con que esta hecha no admiten errores, ni siquiera los disculpables. Los errores que he detectado los iré comentado pero ahora, para abrir boca, tened este: PDA ha traducido: "Nunca había oído nada igual que no fuese el silencio absoluto", CF 7, página 23, 2º viñeta, en vez de: "Nunca lo habría oído sino fuera por el silencio absoluto". El original dice: "I´d never have heard it but for the absolute silence" = yo nunca habría oído esto sino por el absoluto silencio.
El último error de PDA, a mi juicio, ha sido una serialización nada acertada. "Superman Beyond" (que es un cómic partido en 2) debería haber ido entre los nº 3 y 4 y la miniserie "La Legión de tres mundos" tendría que haber salido después de este y antes del nº 7 español. Pero lo peor, no son estos fallos, sino que estos vienen provocados por la esquizofrenia de aplicar unos criterios editoriales incompatibles con los originales, de modo que PDA se ha visto obligada a chapucear para cuadrar las cosas olvidando lo de siempre, que la edición siempre influye en la historia, la puede empeorar, como en este caso, o la puede mejorar.

-----------------------------Obra anterior de Morrison------------------------

Leyendo CF queda claro lo que ha dicho Morrison sobre que su obra en el UDC es una serie de historias coherentes e integradas aunque independientes entre sí. Por eso, por lo visto, en CF hay ideas de su Animal Man. También de su JLA. Desde luego CF deja claro que surgió ahí y que, además, aquella fue un ensayo general. La estructura es la misma (por otra parte muy clásica, los héroes se dividen para afrontar los diferentes frentes que los villanos han abierto en su ataque a la civilización), los villanos tienen carácter divino (como en "Authority" de Ellis, a quien homenajea con Ultima Thule y utilizando la sangría), la línea argumental que unifica toda la etapa es otra crisis cósmica y, por último, se habla ahí ya del 5º Mundo y del papel crucial de la Tierra en su venida. Por eso es imposible no ver la estupenda saga de la "Roca de las Edades" (que a mi me mola mucho más que CF) en la trama de Darkseid de CF, la "3º Guerra Mundial" en la trama de Mandrakk, además de que esta saga es un ensayo narrativo para dar con el método de incluir densas historias en un nº limitado de grapas (en aquella ocasión no lo consiguió pero CF demuestra que aprendió mucho), y a "DC 1.000.000" en la idea general. Por su parte, "JLA: Tierra 2" a la luz de CF cobra relevancia y se muestra como una piedra importante del edificio.
"Los siete soldados de la Victoria", y por tanto su arco argumental para JLA: Clasificado (también ligado a ASS), es la obra más unida a CF pues es su preludio, ya que es el inicio del plan de Darkseid por escapar del fin del Cuarto Mundo ("Mister Milagro", por tanto, forma también parte de CF). También, sobre todo su nº final, es otro ensayo para la revolucionaria narrativa que aparece en la 2º mitad de "Superman Beyond" y en los nº finales de CF. Que a su vez estan ideológicamente ligados a ASS, pues surgen de la idea de Morrison de que Superman es el superhéroe más poderoso, no por sus poderes, sino por ser un concepto germinal, genuino, original y genético.
Por último, CF no sólo se relaciona con la obras anteriores, pues es una reelaboración de los "Invisibles".

8.1.10

Videados 74: El Puño de la Estrella del Norte, Toyoo Ashida 1986

La civilización ha sido destruida. La guerra nuclear ha convertido el planeta en un árido desierto sin vegetación. Motoristas fugitivos y crueles, superpoderosos mutantes y dictadores luchan ansiosamente por construir sus reinos mientras viven a costa de los andrajosos supervivientes que subsisten amontonados entre las ruinas de las ciudades postapocalípticas.
Ken, también conocido como EL PUÑO DE LAS ESTRELLA DEL NORTE, que ha sido elegido como salvador del mundo, lucha para restablecer la paz y rescatar a Julia, su novia secuestrada, pero todos sus intentos se ven frustrados por sus celosos rivales, Jagi, Raoh y Shin.
Los puños vuelan, la sangre chorrea, los huesos se quiebran, las cabezas explotan y los edificios se desmoronan en esta fantasía animada que devuelve a Mad Max al manicomio.




Así reza la carátula de "El puño de la Estrella del Norte" (Hokuto no Ken). Un tesoro que conservo de la época en que el manga desembarcó en España con todo lo bueno que tenía. Un vhs, que data de la 1º mitad de la última década del siglo XX, porque esta alucinante película no ha vuelto a ser comercializada en nuestro país debido a que el estado del anime en dvd en España es lamentable por la estrecha relación que hay entre voracidad empresarial y picaresca consumidora. Una pena, porque las pelis japonesas hay que verlas en vose para disfrutarlas de verdad. -Si alguien sabe donde conseguirla en vose que me informe al punto- Aunque esta peli es uno de los mejores doblajes de MANGA video, lo cual ya indica lo especial que es. Pero me centro, que yo he venido aquí a escribir sobre la peli.

Al Puño llegué por casualidad. Creo. La verdad es que no me acuerdo muy bien. Al manga no le hice caso cuando salió, pero el trailer, que no sabía que estaba relacionado con aquel, me enamoró. Estuve tiempo buscando (cuando no había internet ni na) a ver que anime era. Al final, ya no recuerdo como, acabé encontrándolo. Así que lo pillé y aluciné. Fue gracias a eso que, cuando PDA volvió reeditar el manga en tomos de a 1300 pelas!, no dudé en comprar algo que parecía, por aquel entonces, rarísimo y carísimo, sobre todo para coleccionar mensualmente (o era bimestral?).

Creo que el texto de la contraportada lo dice todo sobre la peli y es, además, una prueba de lo alucinante que es. Relean el último párrafo. Devuelve a Mad Max al manicomio. Imagínense en que estado mental hay que estar para parir ese verso. Y ese estado, es indudable, que lo indujo el anime "El Puño de la Estrella del Norte". Cualquiera que haya disfrutado de un videado de El Puño sabe que: Los puños vuelan, la sangre chorrea, los huesos se quiebran, las cabezas explotan y los edificios se desmoronan en esta fantasía animada que devuelve a Mad Max al manicomio es la descripción más ajustada de este anime que hacer se puede.

El Puño es un ramalazo de los 70 en plenos 80 (aunque nosotros lo vimos en los 90, que fue una década a la que se le frustró su intento de ser un revival de los 70, ahí los neocon demostraron más reflejos que nunca) porque, como la CF setentera (el manga esta muy influido por "Mad Max" pero también por el espagueti western y el cine de artes marciales de los 70), es postapocalíptica, trágica, violenta (bella ultraviolencia en este caso), dura, darwinista, catastrófica. En suma, extrema. Lo que hace que sea un espectáculo alucinante, ya que todo está pasado de rosca. Por eso me encantó, ya que me entusiasman las pelis, no diría pasionales diría melodramas ultraviolentos (como el cine noir de Hong Kong de los 90 con "The Killer" a la cabeza), donde todo esta exacerbado, tanto los sentimientos como la violencia.

El Puño ya no me parece soberbia, pero sigue siendo espectacular y genial. Tarda en arrancar porque la introducción es un poco larga y convencional, desde luego no presagia lo que va a venir a continuación, pero luego el anime empieza a alucinar a partir de la entrada de Ken, mi parte favorita y la mejor presentación audiovisual de pj que he visto en mi vida. Es espectacular, inolvidable y radical. Toda una declaración de intenciones. Después de eso sabes que va a venir cualquier cosa y todo bueno. Una ida de olla. Algo como la pastilla azul de Matrix. Te envía a otro mundo donde alucinas. La escena en cuestión comienza con un plano general en el que se ve una figura misteriosa que avanza inexorablemente por una calle de rascacielos en ruinas. De repente, para fardar, la figura, mientras avanza inexorablemente, le pega, en plano detalle, un puñetazo al rascacielos de uno de los lados y luego otro al del otro provocando que se derrumben pero, este desastre que acaba de provocar, no le molesta, así que sigue avanzando inexorablemente. Cuando la cosa parece que ya no puede ir a más, un gran pedazo de rascacielos cae sobre la figura. No obstante, esta sigue avanzando inexorablemente, ya que atraviesa con su cabeza el peñasco como un cuchillo la mantequilla! en un plano medio contrapicado. Alucinante. Increíble. Inesperado. Fabuloso. El Moisés más duro de todos los tiempos. Me quedé con los ojos como platos y boquieabierto cuando la vi la 1º vez, igual que las posteriores.

A partir de aquí, evidentemente, la peli empieza a desbarrar siguiendo fielmente al manga pero comprimiéndolo mucho lo que provoca elipsis brutales que aumentan la lisergia de todo el asunto. Así, la peli avanza, un poco como de oca en oca, a saltos pero linealmente hacía adelante, con un montón de pjs que aparecen procedentes de no sé sabe donde para luego desaparecer en una geografía tan confusa como monótona. Pero, a pesar de esto, se entiende y, sobre todo, se disfruta.
La animación está muy conseguida por lo que apenas desluce en el siglo XXI. El dibujo es bastante fiel al estilo singular y vigoréxico pero esbelto del manga, con lo que el aspecto del anime es tosco y rayano en lo grotesco, lo que encaja muy bien con el tono de la peli. La dirección es muy solvente. La música acompaña. Y la historia se mueve como un péndulo entre el melodrama más sensiblero y la acción más ultraviolenta y gore (otro principio piscoactivo más de la peli, porque las artes marciales de El Puño son sangrientamente delirantes), empujando fatalmente a unos pjs carismáticos menos Ken. Al ser típico prota buenazo que va buscando a su novia raptada es bastante convencional. Lo que es, por otro lado, el contrapunto ideal a tanto desmadre. No podía ser otra forma, ya que él es el destinado a traer la cordura a un mundo arrasado por la locura nuclear.



Por ahí pasan Rei, ese típico compañero del prota que esáa destinado a morir por eso mismo, por lo que resulta más heroico que Ken, pues él no esta a la altura ni es su asunto, pero aún así va, por lo que acaba sacrificándose por su amigo en un combate breve y sobrio pero intenso. Julia, la novieta que porta la esperanza en forma de semillas que Ken ha de proteger, la típica chica que siempre se las ingenia para, queriendo no hacer sufrir a su amor, joderle vivo tomando decisiones erróneas o cayendo en manos de poderosos desaprensivos. Shin, el mejor amigo de Ken hasta que el amor se interpuso, un pj patético al estar derrotado por un amor no correspondido, que recupera algo de su dignidad al no temer a la muerte y cuyo amor fatal hace casi perdonables sus desmanes. Unos chavales, Zen y Lin, que añaden comedia, ternura y melodrama al tema porque no merecen vivir en un mundo tan horrible y desesperado y, finalmente, Raoh.

El Gran Raoh es mi pj favorito de "El Puño de la Estrella del Norte" y uno de mis preferidos del Cómic. El diseño recuerda lejanamente a Thanos o Darkseid y tiene algo de Deathdealer. Un tipo impresionante. Tan despiadado como sólo lo puede ser el hombre más fuerte del planeta. Un tipo que no necesita bajarse de su descomunal caballo ni mover un dedo para destrozar a los peores y más grandes mutantes que ha parido el átomo. Un hombre que lo tiene todo, salvo El Puño de la Estrella del Norte, porque nadie puede derrotarle, lo cual es su tragedia. Se mueve por la tierra desvastada creando un imperio nihilista, estéril e invencible para demostrar que es el más fuerte y, por tanto, el que ha de ostentar El Puño porque no comprende que la fuerza sin bondad es inútil en los tiempos que corren. Finalmente lo entenderá a hostias en el apocalíptico y climático combate final contra Ken que, técnicamente, ni pierde ni gana, lo que no hace (en mi opinión) que ceje en su empeño por ser El Puño de la Estrella del Norte.

Todo esto compone este entretenido y alucinante anime que esta lo suficientemente pasao como para ser una peli de culto de esas que nunca envejecerán porque su simpleza casi mítica y lo radical de las pasiones elementales humanas de sus pjs, que le permite rozar la tragedia griega, lo convierten en un espectáculo universal y atemporal. Todos podemos conectar con algo de la peli y, de este modo, disfrutar con el viaje que nos propone. Por eso, aunque aquí no nos enteramos porque vamos de gafapastas y de adolescentes, este manga es un éxito internacional con continuaciones en papel e imagen, juegos, merchandising de todo tipo y hasta una pésima peli con actores reales (entre ellos M. McDowell) de serie B. Recuerden: Los puños vuelan, la sangre chorrea, los huesos se quiebran, las cabezas explotan y los edificios se desmoronan en esta fantasía animada que devuelve a Mad Max al manicomio.



6.1.10

Powers, Runaways y Guardianes de la Galaxia

Aunque estamos ya en un nuevo año, el anterior aún da coletazos, por eso aquí llegan unas "breves" critiquitas de algunos tomos que Panini editó el mes pasado.
Powers, Leyendas, B. M. Bendis y M. A. Oeming, Panini 2009: estaba bastante decidido a no comprarlo, tanto por culpa de Bendis-Oeming, como de la edición, cara y empechada de extras sin interés, de Panini. Pero ambos, Panini y Bendis, han tenido la suerte de que me equivoqué. Creí que el vol. 1 de esta serie terminaba en este tomo y no en el anterior y por eso lo he comprado. Mala pata, aunque tampoco ha sido muy malo. Esta mejor que el anterior y me ha recordado que esta serie tiene cosas que la hacen interesante y entretenida. Es cierto que Bendis se pasa con su narración descomprimida, que es un guionista demasiado burdo y que sus buenas ideas las resuelve torpemente siempre. -En el último tomo de PDA nos quedamos con que un Superman se volvía loco y destruía países como el Vaticano o Israel. En el 1º tomo de Panini, Bendis nos hacía rabiar haciendo un flashback tan largo como innecesario porque, se ve, que es un tipo con mucho sentido del humor. Así que es en este donde nos encontramos con todas las consecuencias de esa destrucción masiva, y resulta que estas son que el presidente de EE.UU. ha prohibido a los supers! Lo que es una gilipollez de esas que sólo tienen sentido en la mente de Bendis 1º porque, evidentemente, los supervillanos ya aplican sus poderes ilegalmente y 2º por el etnocentrismo yanqui: sólo hay superhéroes en EE.UU? El resto del mundo se queda tranquilo con la aprobación de una ley que es evidentemente papel mojado? Una decisión nacional sirve para arreglar un problema internacional? (menuda imagen que estamos dando en ese país). Sí, Bendis desarrolla las mismas ideas en Powers que en el UM.- Pero la serie es fresca y diferente porque esta protagonizada por humanos y, supongo que para satisfacer el ego y ofrecer algo diferente en un mercado saturado, la violencia es explícita y gore y hay sexo y desnudos (aunque dibujados por Oeming, con lo cual tampoco es gran cosa, ya que estan más cerca del Cubismo que del erotismo de Manara). En fin, que la lectura de esta cole "independiente" no es mala, aunque sí irregular. Siendo este tomo uno de los mejores exponentes de los puntos fuertes de esta cole, que son originalidad, ligereza y, respecto al cómic mainstream, menos mojigato y más sórdido y sorprendente. La lástima es que Bendis y Oeming son más chapuceros que de costumbre. Supongo que sus habichuelas les vienen de otras cosas, por lo que en esta cole no se emplean a fondo, con lo que el resultado se resiente. Ambos utilizan muchos atajos para currar poco, lo que se traduce en una narración patatera (Miller mal digerido), un dibujo flojo, mediocre y, encima, pretencioso (quiere tener aspecto noir, con todo el expresionismo que eso significa, pero Oeming no tienen ni idea de iluminación) y ninguna grapa con el mismo nº de páginas (algo indetectable en tomo salvo para los tiquismiquis). De todas formas, para mi, lo peor es la edición de Panini. Tiene la calidad de una edición de batalla, lo cual es más que suficiente para este cómic, pero le añaden unos extras, más de una grapa, de bocetos de Oeming (sí, yo también pensé lo mismo, cómo es que haciendo un dibujo tan simple e incorrecto necesita abocetar?). Así que estos encarecen (4€!) y engordan un tomo que debería ser lo más modesto posible. Espero que los bocetos (o cualquier otro extra chorra) se acaben en este tomo, porque si no voy a tener que ir a EE.UU. (con lo chungo que esta eso ahora) para quemar todos los bocetos de Oeming que encuentre porque, me cago en la puta, quién es Oeming para merecer que sus chapuzas sean un extra deseable que cueste dinero? Pero bueno, con todo, la cosa no debe haber sido tan mala, porque voy a continuar con la cole, aunque bueno, a ver como es el siguiente tomo (hay un fuerte olor a extra ridículo en el aire). Como me pille en un día que me sienta muy digno ...
Runaways nº 2 (vol. 2), T. Moore et al., Panini 2009: esta cole era genial. Lo malo es que era muy de autor, es decir, aunque tiene pjs molones y un concepto divertido, lo que la hace muy válida por sí misma, es difícil de abordar con éxito porque Vaughan la dotó de un tono muy definido y afinado. Eso es lo que ha hecho que los guionistas que le sustituyeron hayan sido incapaces de mantener el concepto a flote. Falló Wheddon con una saga mediocre a pesar del interesante punto de partida y falló Moore. Este último no se defendió mal, supo adaptarse a Marvel y al género, pero el precio fue convertirse en un robot. Sus guiones son correctos y eficientes, de manual, pero les pierde su frialdad e impersonalidad, ni siquiera le salva la crítica social que Moore incluye un tanto burdamente. Tampoco es que le hayan ayudado los dibujantes. En el anterior tomo Ramos hizo un mal trabajo, sobre todo porque estaba fuera de onda, en este, T. Miyazawa esta tan soso y pobre como siempre. Lo que ahonda en la falta de chispa de la etapa Moore. Lo malo de este tomo es Panini, ya que es un 6x5 con material de relleno (parece que las editoriales ya no tienen flexibilidad, producen en serie y si no llegan las páginas, a buscar morralla). Lo bueno es que demuestra, otra vez, que los Runa son un supergrupo con mucho potencial, por lo que dulcifican cualquier mediocridad, y S. Pichelli, una dibujante muy prometedora (la mejor sucesora de Alphona). A ver que pasa en su cuarta encarnación. Aunque, como Panini la edite de esta forma (o peor), yo no pasaré por caja.
Guardianes de la Galaxia nº 2, D. Abnett y A. Lanning y un puñado de dibujantes, Panini 2009: Esta serie prometía mucho, por lo que me decepcionó bastante su 1º tomo, por aburrido y convencional, así que temía este 2º tomo. Pero el tema ha sido bastante satisfactorio porque este tomo es entretenido e interesante. Los guiones son ágiles, dinámicos y con su puntillo de humor y los guionistas manejan muy bien los convencionalismos del género, así como la variedad de juguetes que el UM pone a su disposición, y los dibujos son apañados. Como mucho eficientes, pero apuntalan bien los guiones y encajan con la historia. Pelletier se va personalizando pero no tiene mucho talento, así que no va a romper en otro Hitch, B. Walker, al que mejor le sale Mapache Cohete, apunta alto con su estilo realista de figuras esbeltas, lo malo es que sus tramas son horteras, y W. Craig es flojo, flojo, pero aún así cumple porque los guiones no le exigen demasiado, sólo ser expresivo y eso, resulta, que es lo único que hace solventemente, de forma que consigue plasmar lo pertubardor de la historia que le tocó narrar con dibujos. Así pues, es un cómic muy grato, tanto que da pena que no se merezca la grapa, que deja las cosas muy interesantes para el crossover cósmico anual, Guerra de Reyes. El que más me interesa, a priori, de todos los recientes. Por su parte, Panini, para variar, lo edita en un tomo muy majo. Un 5x6 con mejor papel que una grapa, portada semirígida y las portadas intercaladas, lo único malo es la lamentable intro de Fonseca. Este debería ser el único tomo que debería manejar Panini para editar material Marvel actual sin tirón.
Paperblog : Los mejores artículos de los blogs Paperblog